OSCURIDAD

Responder
Avatar de Usuario
cindy01
Mensajes: 140
Registrado: Mar 01 Mar 2011 16:03
Sexo: Femenino

OSCURIDAD

Mensaje por cindy01 » Lun 03 Abr 2017 00:09

CAPITULO1: EL PODER.

Era miércoles por la mañana, una joven de cabello negro y de espalda desnuda se encontraba boca abajo en su cama, cubriéndola por las sabanas blancas, había tenido una fiesta muy animada la noche anterior, el tono de su celular la hizo despertar a la fuerza, ella agarrándose la sien por la resaca que tenia se quedo sentada intentando atender su celular que enseguida vio que era su padre Oleg quien le marcaba.
-Que sucede papa? - Pregunto Julia entrecerrando los ojos por la claridad que le lastimaba.
-Como que que sucede Julia! -Le decia del otro lado del telefono un señor muy enojado -Me llego la cuenta de la tarjeta de crédito altísima, no se en que estas gastando tanto, me habías dicho que necesitabas unas vacaciones y ah pasado un año en el cual no has vuelto a San Petersburgo, abandonaste todo.

-Tuve algunos problemas aquí en Moscu y tuve que utilizar dinero...
-Mas problemas? Tu te la vives metiéndote en problemas, te voy a decir una cosa Julia estas llendote al limite no te quiero quitar privilegios así que si no haces un buen uso de tu dinero te voy a cancelar las tarjetas.
- Ok papa.

Al colgar el teléfono miro a su alrededor, unas copas vacias, colillas de cigarro, estaban en su habitación, y ni que decir al ir a la sala de su departamento que tenia echó un reguero, lo bueno que llegaría la señora de la limpieza a ordenarle su departamento, trato de recordar la fiesta de anoche y se dio una ducha en unos minutos mas Nicolai había llamado para invitarla a comer en donde se reunían siempre junto con Katya una amiga de ellos.
-Que cara tienes- le dijo en son de broma Katya a Julia.
-Tome como nunca ayer y encima mi padre me reprende en la mañana por el estado de cuenta de las tarjetas- Dijo Julia encendiendo un cigarrillo.
-Julia es que estas excediendote, creo que tu papa esta siendo muy considerado contigo- Le dijo Nicolai en forma de regaño y Julia hizo cara de fastidio.

La mesera llego y ordenaron para comenzar a comer y platicar de varias cosas se habían puesto de acuerdo para ir a festejar el cumple años de Katya cumplía 19 años y habían quedado de ir a un club nocturno a festejarle junto con otros amigos.
Al dar la media noche se alisto y agarro su coche ultimo modelo que le había regalado su padre hace unos meses, su padre le consentia muchas cosas desde que su esposa Larissa Volkov se había suicidado en una sobredosis de pastillas.

Flash back:

Ese día Larissa estaba muy enojada por que Julia había decidido iniciar su carrera como cantante y eso ameritaba irse por unas dos semanas a grabar su primer disco musical.

-En que estas pensando? piensas dejarme sola? Claro como tu papa, son tal para cual me abandonan.

-Mama solo son dos semanas eh esperado tanto para que por fin se diera esta oportunidad, voy a volver para estar contigo.

Larissa se echo a llorar como si algo le estuviese atormentando, lo que preocupo a Julia y se acerco para calmarla pero ella de manera brusca la aparto.- Largate, vete, si eso es mas importante que tu madre, vete !.

-No te vaz a quedar sola, voy a hablar...

-Eres igual que Oleg, unos mentirosos dicen que siempre estarán con uno pero al final se aburren de mi y se quieren deshacer de mi.
Julia estaba molesta por la actitud de su madre tenia que aceptar que era muy pesado el tener la paciencia que guardaba todos los dias, pero habia atrasado mucho el iniciar su carrera desde que su mama había enfermado, ella lloraba por las noches, sufría una depresión constante y tomaba muchos medicamentos, ella creía que era por el divorcio que se aproximaba pero antes de eso su madre pasaba por episodios depresivos que no tenían explicación y su padre había intentado ayudarla pero era demasiado y ya no podía soportarlo mas.
Al no poder convencerla de lo contrario se fue a hacer sus maletas y veía a su mama que no había salido para nada de su cuarto, toco la puerta pero esta no hacia caso, la estuvo llamando y Larissa solamente no respondía.
Se había comenzado a preocupar mas y fue a buscar las llaves de su cuarto, cuando pudo abrirla, Larissa estaba dormida y con un frasco abierto de pastillas que se derramaban en su mesita, estaba asustada y nerviosa así que hablo a emergencias, una vez llegando al hospital en el cual Oleg al enterarse corrió a ver que sucedía, no pudieron traerla en si, Larissa había muerto Y la morena se sentía culpable de ese episodio que la había llevado a la muerte.

**Fin de Flash Back.**

Había llegado al bar acordado en donde Nicolai, Katya y amigos de Katya ya hacían para iniciar la fiesta, los amigos de Katya al ver a Julia querían conocerla pero la ojos azules no les tomaba ninguna importancia, la mayoría de la Gente se le acercaba por su dinero así que ella elegía a quien se le pegaba la gana.
La noche se estaba poniendo animada, stripers habían llegado y le bailaban a Katya que parecía mas feliz que nunca, una chica había visto a Julia desde que había llegado y enceguida le gusto y comenzó a coquetearle, Julia al notar eso le invitó una copa y comenzó a charlar con ella, nunca tenia problemas en cuanto a amoríos, a ella le sobraban siempre en algún lugar, ella conocía a alguien con la cual podía tener una noche de aventura,
Pero esta noche era diferente había prometido a Nicolai y a Katya que no las abandonaría para irse con alguien, hay que aclarar que el gusto por las chicas no lo sabia nadie mas que sus amigos, sus propios padres jamas se enteraron de eso.

Aquella chica cada vez mas le ponía las cosas tentadoras a Julia, puesto que no dejaba de besarla con pasión cuando tenia oportunidad, la mujer la jalo de la mano y la llevo al baño para tenerla a solas un rato, Julia se empezaba a sentir un poco mariada por el alcohol que había bebido y solo accedió a los encantos de aquella mujer, comenzaron a besarse y la excitación empezaba a subir de tono, pero Katya toco la puerta del baño.

-Julia vámonos, los muchachos y yo queremos ir a mi casa a seguir la fiesta.
Eso hizo que Julia se apartara de la chica y aquellos se molesto saliendo y dejándola ahí. No tenia opción era cumpleaños de su mejor amiga y no haría ningún desplante, Katya y Nicolai se fueron en el coche de Julia y los demás en el coche de uno de ellos, estaban con la música y el ambiente ahí pero un momento en el que no se percato quizá por los efectos que estaba comenzandole a hacer el alcohol no se fijo que cerca de la casa de Katya había un carro estacionado y al frenar fue inevitable no chocarle la parte
Trasera se bajaron rápidamente para ver el daño del vehiculo.

-No Jodas, ya fuimos- Dijo Nicolai al ver el problema en el que estaban metidos, bueno en realidad Julia.

La alarma del coche comenzó a sonar y aquellos estaban nerviosos.

-Lena nos va a matar- Dijo Katya tapandose la boca.

-La conoces? - pregunto Julia con la mirada perdida en el coche.
Pero antes de dar respuesta una joven peliroja bajaba con ropa de dormir y una bata que amarraba.

-Que paso aquí? - dijo al ver su carro golpiado por el coche Negro de Julia.
Julia se rasco la cabeza y saco su chequera de su auto, cosa que sorprendio a Lena.
-Mira, disculpa la verdad fue mi culpa no me fije, andamos festejando la fiesta de Katya, supongo que se conocen, y no me fije de tu coche pero si tu me dices con cúanto podemos arreglar los daños y no hacer grande este asunto yo en este instante te pongo la cantidad, soy amiga de Katya así que no te preocupes los cheques si tienen fondo- Le decía Julia a esa chica que la miraba atentamente.

-llamaria a la policía, pero solo por que son amigos de Katya la verdad no voy hacerlo, y la verdad no se cuanto sea todo él gasto, no te puedo decir una cantidad.- respondía la chica de ojos verde grises que transmitian tranquilidad.
Julia agarro un cheque y puso una cifra con varios números y se lo entregó, al final agarro un papel y apunto su numero.

-toma este cheque, y este es mi numero por si te hace falta mas dinero para el arreglo de tu coche, y una vez mas disculpa.- Le dijo Julia a Lena.

lena acintio sin voltear a ver el cheque y se metió a su casa, pero cuando entro a su casa observo que el cheque que le había dado aquella chica era una cantidad muy alta que hasta le pareció burla el que le dijera que si necesitaba mas le hablara.

Al otro día Julia había dormido parte del día, ni sabia como había regresado a su casa, era otro día en el que sentía una rescata terrible y quería pasársela acostada, pero algo tenia que interrumpirla y era su celular sonando al ver que era su papa dudo en responder pero sabia que este no se resignaria en seguir llamándole.

-Papa...

-Ahora si te fuiste al limite Julia!, estas demente para gastar tanto, esto no puede seguir así Volkova.- Decía su padre gritándole desde el teléfono.

La morena recordó el incidente de ayer -Lo se, pero era necesario ayer tuve un accidente y choque un carro muy lujoso entonces tuve que pagar los daños, pero te prometo...

-No Julia!, mañana mismo tomo un vuelo hacia Moscu y veré que hacer contigo pero desde hoy tienes las cuentas bloqueadas solo lo necesario podrás usar, tras decir eso colgó.
Julia siguió acostada pensando en que quizá tenia razón su papa en la manera en que gastaba pero que mas podía hacer, se sentía realmente vacía si no estaba en fiestas, reuniones, divirtiéndose, se sentía triste si no lo tenia, desde hace un año su vida había dado un giro y se había dedicado a ser la chica desastre.

Capitulo 2: Una pequeña Luz.

-Es encerio?, te iras a Moscu?- Le pregunto Monica a Oleg, Monica era su secretaria de confianza quien había estado trabajando para él desde hace varios años.

-Si, mañana mismo voy a tomar un vuelo Julia esta cada vez peor, yo entiendo que es mi única hija y siempre eh querido lo mejor para ella pero esta echando a perder su vida, gasta mucho en alcohol por que el historial que pido para ver de que son los gastos me arrojan datos de licorerias.- Le respondía un Oleg preocupado.

-Te entiendo y la verdad la niña ah pasado por cosas difíciles, tenemos que entender que Julia al final era quien se encargaba de Larissa y era muy pesado.

-Yo lo se Moni, pero le eh dado todo para que ella no se sienta triste...

-Es que ese fue tu problema, disculpa que te lo diga pero el darle todo no fue la mejor opción, quizá Julia tenga que ir a un psicólogo.

-Tu crees? Pero no conozco a ninguno...

- Yo si conozco a una excelente psicóloga, es mas vive en Moscu - Le dijo mientras le anotaba un numero telefonico- Aquí te apunte su numero, explicale el caso y dile que me conoces y ya agendas una cita aunque siempre anda ocupada así que marcare también yo para que te haga un espacio, aunque lo difícil no sera eso, lo difícil sera convencer a Julia.

Julia estaba estresada al ver que las tarjetas no le funcionaban, se fue a su casa y vio que tenia en su refrijerador, entonces supo que su papa no había mentido y hoy tendría un día aburrido solo le servía la tarjeta de supermercado y la de recargar gasolina, se puso la chaqueta y fue al supermercado a comprar algo de comida y unas cervezas junto con algunas botanas eso le serviría hasta que llegara su papa y pudiera convencerlo de que le liberara las tarjetas.

Al dar las 8 de la noche tocaron a su puerta y ella abrió sorprendiéndose de ver a cinco amigos suyos que traían botellas de licor.

-Ustedes que hacen aquí?- Pregunto Julia con una sonrisa.

- Pues ya que tu siempre nos invitas, hoy quisimos invitarte a ti, nos contó Nicolai sobre tu tragedia con tus tarjetas e imaginamos que estabas aburriéndote aquí en casa- Respondió uno de ellos para entrar a su casa.

Pusieron musica a volumen alto, como el departamento de Julia era muy lujoso con pantalla de plasma de 50 pulgadas, juego de luces, bocinas en todos lados, No tenia pensado esa noche reunirse con uno de sus amigos, sabia que su papa vendría al amanecer y le daría el sermón que siempre le daba pero ahora seria en persona, empezó a sentir mucho sueño e imágenes de su madre en el hospital convulcionandose la despertaron, sintiendo que todo le daba vueltas y le urgía devolver el estomago, se quedo con la cara recostada en el vasin sintiéndose terrible y no vio la hora en que se volvió a dormir.

El timbre sonaba molestosamente, Julia se levanto con pesar del baño y sintió que el mundo se detenia cuando recordó que su padre vendría hoy, " Julia abre la puerta ya vi que esta tu coche" fue lo que escuchó y enceguida se apresuro en arreglar su persona para que no se diera cuenta.

-Pasa papa, estaba durmiendo.- le dijo Julia intentando de disimular la terrible resaca que tenia.

El señor entró y para la mala suerte de la pelinegra tenia el reguero de botellas vacías que había olvidado sacar.
-Ah eso, ayer un amigo cumplió años y pues vinieron aquí pero...

Oleg la miro frunciendo el ceño - Todos los días alguien cumple años?, Mira el motivo de mi visita es por que no voy a permitir que eches tu vida a perder.

-Oleg no exageres, solo fue una fiestesita, nunca fuiste joven? - Decía tratando de no tomarle importancia a lo que el decia.

-Sufres alcoholismo Julia, date cuenta! Vives mas ebria que sobria, necesitas buscar ayuda.

-Que?- pregunto ofendida la ojos azules -Ahora si te volaste la barda, ayuda necesitas tu para que dejes de estar de neurótico últimamente, por eso me vine a vivir a Moscu por que siempre andas de un humor que no se te soporta.

-Te voy a dar dos opciones, o buscas ayuda o te quitó todo tipo de comodidades, inclusive el coche que cargas y me regreso a San Petersburgo tu sabes que si lo hago Julia.

La ojos azules se sintió amenazada, pero se puso a pensar que estaba muy acostumbrada a esos lujos que su padre le daba y su carro? No era capaz de abandonar su carro era su bebe, tendría que portarse bien unas semanas Mientras las cosas se calmaban y el se marchaba así que no creía que seria buena opción llevarle la contraria.

-No vamos a alterarnos, creo que tienes razón, eh estado abusando mucho últimamente, pero no considero que necesite ir a algun lugar que den pláticas estúpidas, pero si tu te sientes tranquilo con que vaya, yo voy hacerlo.

Oleg soltó un suspiro de alivio, tenia esperanzas que le regresaran a su Julia de antes.
Él día paso de lo mas normal, el papa de Julia ya había hablado con la psicóloga que atenderia a Julia por influencias de Monica ya que aquella era una psicóloga muy ocupada por dar terapias en una clínica de adicciones, al otro día tendría cita Julia quien asistiría con su padre, al amanecer Oleg levanto a Julia quien a su pesar no tuvo opción aun no sabia a donde irían, pero que mas daba si tenia que hacerlo por conservar su carro http://jamara-shop.com/bilder/produkte/ ... anuell.png entonces lo haría, el la llevo a una clínica de adicciones en las cuales atendian a personas con alcoholismo y drogadicción, la secretaria de la psicóloga dio aviso a ellos dos que podían pasar.

-Esto es ridículo- se dijo para si misma esperando a que la puerta se abriera, al abrirse una chica con una bata blanca y cabello rojizo estaba parada, era muy guapa y tenia una piel que cualquiera envidiaba al ser tan finamente blanca se le hizo vagamente conocida, aquella les recibió amablemente y se presento a ellos como Elena Katina, Oleg relato su preocupación hacia Julia y su abuso en el alcohol a lo que ella atendía, Miéntras Julia juguetiaba con su celular y prestaba poca atención, Lena pidió de favor a Oleg que saliera un rato para poder tener una charla privada con Julia, el acintio y las dejo solas.

- Bueno Julia antes que nada, muchas gracias por hacerte cargo de los daños de mi coche-Le dijo a la pelinegra regalándole una amable sonrisa, lo que atrajo la atención de Julia, ahora sabía de donde se le hacia conocida. -Sabia que te conocía de algún lado, pero creeme que cuando sucedió ese incidente lo que menos pensé es que fueras psicóloga - Dijo con ironía y nerviosismo al mirar los hermosos ojos que esta poseía.

- Y bueno veniste aquí por que tu crees que tengas un problema de alcoholismo? - Le pregunto a Julia mirándola seria.

-No! Yo no tengo ningun problema de alcoholismo- Respondió molesta.

Lena se levantó de su lugar y se puso sus lentes para poder ver mejor, le tomo de la barbilla y comenzó a hacerle un examen físico a Julia comenzando por mirar sus ojos, la cual no dejaba de observarla, en ese momento no le importaba que estaba haciéndole, su perfume era delicioso y sus manos eran tan suaves. Después de acabar con el examen, volvió a su lugar y coloco sus codos en su escritorio.

-Me temo que presentas signos de una persona alcohólica.

-Creo que todos están exagerando con eso, solo por que tomo algunas copitas, se sienten ofendidos yo no le hago mal a nadie.- Dijo una Julia Molesta.
- y yo te creo, tu no le estas haciendo mal a nadie - Dijo tomándola de las manos a Julia, la cual por primera vez en su vida le transmitió bienestar.
La primera seción había finalizado y parecía chistoso pero Julia había salido feliz de ahí, tenia cita en dos días y esperaba con ancias asistir, su padre noto raro que después de haber entrado con una cara de pocos amigos, saliera con una sonrisa.
- y que? - pregunto Oleg.

-Como que que? Nada tengo que volver en dos días y comenzaremos las seciones.- le respondió
- Que bueno hija, quieres ir a comer ?- Le preguntó su papa mas tranquilo.

-Vamos por unas copas? Le dijo Julia pasándole un brazo al rededor de la espalda.
Oleg se separo y fruncio el ceño.
-Nahh mentira, solo te estoy fastidiando- Le dijo Julia riéndose.
Sin duda, empezaría una nueva etapa para Julia.
QUE LAS ESPERANZAS NO DECAIGAN , t.A.T.U volveraa!!

Avatar de Usuario
cindy01
Mensajes: 140
Registrado: Mar 01 Mar 2011 16:03
Sexo: Femenino

Re: OSCURIDAD

Mensaje por cindy01 » Lun 03 Abr 2017 00:15

Capitulo 2: Una pequeña Luz.

-Es encerio?, te iras a Moscu?- Le pregunto Monica a Oleg, Monica era su secretaria de confianza quien había estado trabajando para él desde hace varios años.

-Si, mañana mismo voy a tomar un vuelo Julia esta cada vez peor, yo entiendo que es mi única hija y siempre eh querido lo mejor para ella pero esta echando a perder su vida, gasta mucho en alcohol por que el historial que pido para ver de que son los gastos me arrojan datos de licorerias.- Le respondía un Oleg preocupado.

-Te entiendo y la verdad la niña ah pasado por cosas difíciles, tenemos que entender que Julia al final era quien se encargaba de Larissa y era muy pesado.

-Yo lo se Moni, pero le eh dado todo para que ella no se sienta triste...

-Es que ese fue tu problema, disculpa que te lo diga pero el darle todo no fue la mejor opción, quizá Julia tenga que ir a un psicólogo.

-Tu crees? Pero no conozco a ninguno...

- Yo si conozco a una excelente psicóloga, es mas vive en Moscu - Le dijo mientras le anotaba un numero telefonico- Aquí te apunte su numero, explicale el caso y dile que me conoces y ya agendas una cita aunque siempre anda ocupada así que marcare también yo para que te haga un espacio, aunque lo difícil no sera eso, lo difícil sera convencer a Julia.

Julia estaba estresada al ver que las tarjetas no le funcionaban, se fue a su casa y vio que tenia en su refrijerador, entonces supo que su papa no había mentido y hoy tendría un día aburrido solo le servía la tarjeta de supermercado y la de recargar gasolina, se puso la chaqueta y fue al supermercado a comprar algo de comida y unas cervezas junto con algunas botanas eso le serviría hasta que llegara su papa y pudiera convencerlo de que le liberara las tarjetas.

Al dar las 8 de la noche tocaron a su puerta y ella abrió sorprendiéndose de ver a cinco amigos suyos que traían botellas de licor.

-Ustedes que hacen aquí?- Pregunto Julia con una sonrisa.

- Pues ya que tu siempre nos invitas, hoy quisimos invitarte a ti, nos contó Nicolai sobre tu tragedia con tus tarjetas e imaginamos que estabas aburriéndote aquí en casa- Respondió uno de ellos para entrar a su casa.

Pusieron musica a volumen alto, como el departamento de Julia era muy lujoso con pantalla de plasma de 50 pulgadas, juego de luces, bocinas en todos lados, No tenia pensado esa noche reunirse con uno de sus amigos, sabia que su papa vendría al amanecer y le daría el sermón que siempre le daba pero ahora seria en persona, empezó a sentir mucho sueño e imágenes de su madre en el hospital convulcionandose la despertaron, sintiendo que todo le daba vueltas y le urgía devolver el estomago, se quedo con la cara recostada en el vasin sintiéndose terrible y no vio la hora en que se volvió a dormir.

El timbre sonaba molestosamente, Julia se levanto con pesar del baño y sintió que el mundo se detenia cuando recordó que su padre vendría hoy, " Julia abre la puerta ya vi que esta tu coche" fue lo que escuchó y enceguida se apresuro en arreglar su persona para que no se diera cuenta.

-Pasa papa, estaba durmiendo.- le dijo Julia intentando de disimular la terrible resaca que tenia.

El señor entró y para la mala suerte de la pelinegra tenia el reguero de botellas vacías que había olvidado sacar.
-Ah eso, ayer un amigo cumplió años y pues vinieron aquí pero...

Oleg la miro frunciendo el ceño - Todos los días alguien cumple años?, Mira el motivo de mi visita es por que no voy a permitir que eches tu vida a perder.

-Oleg no exageres, solo fue una fiestesita, nunca fuiste joven? - Decía tratando de no tomarle importancia a lo que el decia.

-Sufres alcoholismo Julia, date cuenta! Vives mas ebria que sobria, necesitas buscar ayuda.

-Que?- pregunto ofendida la ojos azules -Ahora si te volaste la barda, ayuda necesitas tu para que dejes de estar de neurótico últimamente, por eso me vine a vivir a Moscu por que siempre andas de un humor que no se te soporta.

-Te voy a dar dos opciones, o buscas ayuda o te quitó todo tipo de comodidades, inclusive el coche que cargas y me regreso a San Petersburgo tu sabes que si lo hago Julia.

La ojos azules se sintió amenazada, pero se puso a pensar que estaba muy acostumbrada a esos lujos que su padre le daba y su carro? No era capaz de abandonar su carro era su bebe, tendría que portarse bien unas semanas Mientras las cosas se calmaban y el se marchaba así que no creía que seria buena opción llevarle la contraria.

-No vamos a alterarnos, creo que tienes razón, eh estado abusando mucho últimamente, pero no considero que necesite ir a algun lugar que den pláticas estúpidas, pero si tu te sientes tranquilo con que vaya, yo voy hacerlo.

Oleg soltó un suspiro de alivio, tenia esperanzas que le regresaran a su Julia de antes.
Él día paso de lo mas normal, el papa de Julia ya había hablado con la psicóloga que atenderia a Julia por influencias de Monica ya que aquella era una psicóloga muy ocupada por dar terapias en una clínica de adicciones, al otro día tendría cita Julia quien asistiría con su padre, al amanecer Oleg levanto a Julia quien a su pesar no tuvo opción aun no sabia a donde irían, pero que mas daba si tenia que hacerlo por conservar su carro http://jamara-shop.com/bilder/produkte/ ... anuell.png entonces lo haría, el la llevo a una clínica de adicciones en las cuales atendian a personas con alcoholismo y drogadicción, la secretaria de la psicóloga dio aviso a ellos dos que podían pasar.

-Esto es ridículo- se dijo para si misma esperando a que la puerta se abriera, al abrirse una chica con una bata blanca y cabello rojizo estaba parada, era muy guapa y tenia una piel que cualquiera envidiaba al ser tan finamente blanca se le hizo vagamente conocida, aquella les recibió amablemente y se presento a ellos como Elena Katina, Oleg relato su preocupación hacia Julia y su abuso en el alcohol a lo que ella atendía, Miéntras Julia juguetiaba con su celular y prestaba poca atención, Lena pidió de favor a Oleg que saliera un rato para poder tener una charla privada con Julia, el acintio y las dejo solas.

- Bueno Julia antes que nada, muchas gracias por hacerte cargo de los daños de mi coche-Le dijo a la pelinegra regalándole una amable sonrisa, lo que atrajo la atención de Julia, ahora sabía de donde se le hacia conocida. -Sabia que te conocía de algún lado, pero creeme que cuando sucedió ese incidente lo que menos pensé es que fueras psicóloga - Dijo con ironía y nerviosismo al mirar los hermosos ojos que esta poseía.

- Y bueno veniste aquí por que tu crees que tengas un problema de alcoholismo? - Le pregunto a Julia mirándola seria.

-No! Yo no tengo ningun problema de alcoholismo- Respondió molesta.

Lena se levantó de su lugar y se puso sus lentes para poder ver mejor, le tomo de la barbilla y comenzó a hacerle un examen físico a Julia comenzando por mirar sus ojos, la cual no dejaba de observarla, en ese momento no le importaba que estaba haciéndole, su perfume era delicioso y sus manos eran tan suaves. Después de acabar con el examen, volvió a su lugar y coloco sus codos en su escritorio.

-Me temo que presentas signos de una persona alcohólica.

-Creo que todos están exagerando con eso, solo por que tomo algunas copitas, se sienten ofendidos yo no le hago mal a nadie.- Dijo una Julia Molesta.
- y yo te creo, tu no le estas haciendo mal a nadie - Dijo tomándola de las manos a Julia, la cual por primera vez en su vida le transmitió bienestar.
La primera seción había finalizado y parecía chistoso pero Julia había salido feliz de ahí, tenia cita en dos días y esperaba con ancias asistir, su padre noto raro que después de haber entrado con una cara de pocos amigos, saliera con una sonrisa.
- y que? - pregunto Oleg.

-Como que que? Nada tengo que volver en dos días y comenzaremos las seciones.- le respondió
- Que bueno hija, quieres ir a comer ?- Le preguntó su papa mas tranquilo.

-Vamos por unas copas? Le dijo Julia pasándole un brazo al rededor de la espalda.
Oleg se separo y fruncio el ceño.
-Nahh mentira, solo te estoy fastidiando- Le dijo Julia riéndose.
Sin duda, empezaría una nueva etapa para Julia.
QUE LAS ESPERANZAS NO DECAIGAN , t.A.T.U volveraa!!

Avatar de Usuario
cindy01
Mensajes: 140
Registrado: Mar 01 Mar 2011 16:03
Sexo: Femenino

Re: OSCURIDAD

Mensaje por cindy01 » Lun 03 Abr 2017 00:17

Capitulo 3: Complicidad.


Nicolai y Katya habían ido al departamento de Julia a recibir a saludar a él señor Volkov, sabian que estaba en Moscu y eso significaba que Julia estaba en problemas, Oleg estaba permaneciendo en el departamento de Julia, tomando en cuenta que el lugar era muy amplio y tenia una habitación extra al estar un rato con los chicos, el señor se retiro a dormir puesto que estaba cansado pero antes de eso advirtió a los chicos que Julia no podía beber alcohol y que ellos no se ofrecieran a invitarle, porque empezaría a rehabilitarse.

-Que bueno que vino tu papa- Le dijo Katya a Julia.

-Escuchen, si estoy haciendo todo eso no es por mi, lo hago por que me amenazo con quitarme a mi precioso coche, además de dejarme sin dinero y eso es como obligarme a regresar a San Petersburgo donde esta mi casa y la verdad yo no quiero pisar ese lugar.

-Julia tu papa esta muy preocupado, inclusive nosotros... Dijo Nicolai.
-Relajense, es que siento que me tratan como una persona que esta perdida- Dijo con cara de fastidio-Oye Katya, porque no me dijiste que Lena es psicóloga?- Le pregunto curiosa a su amiga.

-No se, quizá porque nunca me preguntaste a que se dedicaba y pues que tiene que ver Lena?- Le respondió la chica.

-Ella es mi psicóloga, con ella llevaré terapias.

-No puedo creerlo, no te odia de casualidad por estrellarle el coche?- Dijo Nicolai a modo de burla.

-Lena no es así Cabeza de chorlito, si hay algo que tiene Lena es que es la persona mas pacífica y tolerante- Le respondió Katya.

Los amigos siguieron platicando y después cada uno se retiro a sus respectivas casas, Julia tenia que aguantar otro día sin beber una gota de alcohol, su papa parecía un soldado que no se movía de su departamento.
Él día de su cita con Lena llego y esta vez Oleg no se quedaría solo la llevaría y la pasaría a buscar, ya que necesitaba ir a checar unas cosas de la empresa atravez de la computadora pero quería serciorarse que Julia llegara al lugar, la ojos azules fue recibida por Lena quien la hizo pasar y tomar a ciento.
-Me alegra que vinieras Julia, creí que no volverias- Le dijo Lena sentandose enfrente de ella.

-Pues yo tampoco crei que vendría pero aquí estoy-Le respondió carraspiando un poco.

Comenzaron con la terapia en donde ella hacia varias preguntas y Julia solo se limitaba a responderlas y con respuestas muy cortas y secas que no ayudaban a Lena, el tiempo se agoto y tuvieron que dar por terminado el dia, se verían la proxima semana la cual también no pudieron avanzar mucho puesto que Julia no aceptaba que tenia un problema de alcohol, le gustaba asistir por que Mirar a Lena era sentirse en paz aparte de lo hermosa que le parecía, en la último día que asistió de esa semana, sintio na enorme necesidad de beber alcohol pero había podido sacar dinero en efectivo. Ese día le habia mentido a su papa que iría a dormir con Katya y necesitaba dinero, el no desconfió de ella y le dio dinero, pero ella llamo a uno de los amigos con los que bebía y se pusieron de acuerdo para ir a beber, la morena no podía sostenerse de pie y andaba muy ebria, ellos la iban a llevar a su casa pero Julia dijo que no podía llegar ahí, que la llevaran con Katya, aquellos chicos conocían la dirección de Katya y la llevaron hacía ahí pero al estar en su casa Katya al parecer no estaba, tras la bulla que hacían, Lena desde la ventana de su casa pudo notar como algunos chicos llamaban a la puerta de Katya pero al percatarse de que dos chicos llevaban casi arrastrando a Julia eso la sobresalto y salio sin poder evitarlo.

-Disculpe, no sabe si se encuentra Katya?- Preguntó uno de los chicos.
La peliroja se dirigió directamente a Julia sin prestar mucha atención de lo que le habían preguntado.
-Demonios Julia que ebria estas- Le dijo con tono preocupado pero la ojos azules solo alcanzo a decir su nombre con una sonrisa
-Disculpe usted la conoce?- preguntó uno de los chicos.
-Si, Soy su terapeuta, podrían meterla en mi casa Katya no esta y aquí ella estará segura.

A los chicos les pareció una persona de fiar y la metieron a su casa dejándola en el sillón y se marcharon no parecian muy sobrios pero tampoco podria decirse que estaban muy ebrios.
Julia se había acomodado en el sillón y Lena trato de que estuviera cómoda, le quito los zapatos y la chaqueta, le parecía una persona indefensa en ese momento quien necesitaba ayuda y sabía que ella haría lo posible para brindarle su apoyo, le acaricio los cabellos y la miro dormir.
Al amanecer Julia pudo abrir los ojos y lo primero que vio fue a una chica sentada enfrente de ella y en la mesita, un analgésico y un café caliente, su cerebro reconoció rápido ese cabello rojizo y los ojos grises que la miraban acompañada de una bella sonrisa.
-Buenos Días Julia- Le dijo Lena.
Julia se sentó muy apenada y se agarro la cabeza sintiendo el dolor q comenzaba a darle.
-Hola Lena, como llegue aquí?- Le preguntaba muy confundida Julia.

-Pues tus amigos te trajeron aquí, ayer se puso muy buena la fiesta y veo que estas dando pasos atras.

-No necesito sermones me estalla la cabeza.

- Ahí te deje un analgésico y no te estoy sermoniando quería que me acompañadas a un lugar, así que te echas un baño y te espero-.

Julia se quedo perpleja y se rasco la cabeza pensando en que mosca le había picado mas sin embargo cuando se levanto para hacerlo, Lena le presto algo de ropa la que pensaba podía quedarle ya que Julia era mas delgada, se metió a duchar y la puerta del cuarto de Lena estaba abierta y noto una silueta demasiado sensual que se cambiaba de ropa portando solo ropa interior, las curvas de la pelirroja atrajeron su atención Cada vez Lena le parecía demaciado atractiva, si vestida como psicóloga le parecía atractiva verla en paños menores lo era el doble. Se quito de ahí antes que Lena se diera cuenta, se arreglo un poco y Lena encendió su carro, el carro de Julia lo había dejado en su departamento donde estaba su papa y Lena fue la que andaba auto, la pelirroja se dirigió a un hospital y Julia no sabia que rayos hacia ahí pero no se puso hacer preguntas solo se dispuso a seguir a la ojos grises.
Vio que Lena hablo con algunos doctores y pasaron por una habitación donde permanecieron atravez del vidrio y una muchacha postrada en cama, calva y entubada fue lo que miro.

-Que tiene?- Pregunto Julia asustada.

-Tiene Canser de esofago- Le dijo sin dirigirle la mirada -Pero sabes como lo contrajo?-Le dijo ahora dirigiéndole la mirada.

-No se...

-Por beber mucho alcohol.

La ojos azules no dijo nada y Siguió a Lena quien se dirigía a otra habitación donde se encontraba un señor con un abdomen muy grande e inflado que estaba en estado de coma.

-Este señor no considero que viva por mucho tiempo, la cirrosis que tiene lo esta matando, si tan solo hubiera sido mas conciente en el abuso del alcohol- Comento Lena.

Julia podía presenciar el sufrimiento de esas personas y no podía negar que sentía miedo de acabar así, no queria morir de esa manera con un abdomen grandísimo o que contragera canser.


-Esta bien Lena es suficiente, sacame de aqui- Pidió a suplicas Julia.

Lena acintio y la sacó de ahí para subirse al coche, -Quieres que platiquemos?- Le pregunto Lena.

Julia quedo en silencio un rato pero al final acintio.
Condujo hasta su casa y cuando bajaron le invito un poco de jugo a Julia y trato de que se sintiera tranquila y no hacerla sentir precionada.

-Me duele la espalda-Dijo Julia postrando una mano en su espalda.
-Dormiste en él sillón por eso te duele, ven - Le dijo dirigiéndose al su cuarto, cosa que puso nerviosa a la ojos azules.
-mi cama es ortopédica si quieres acuestate para que te sientas cómoda -Le dijo Lena, a lo que Julia accedió con un poco de timidez.

-Julia yo solo quiero ayudarte...
-Esta bien Lena, solo que me cuesta mucho trabajo hablar de este tema-Respondio un poco incomoda la ojos azules.

-Descuida, solo estamos tu y yo-Le respondió.

Ese ultimo comentario puso su mente de Julia a volar, esa palabra podría sonar tanto romántica como tentadora estando ella en su cama, pero trato de concentrarse y no pensar en los pensamientos que le provocaba Lena.

-Yo tenia 15 años cuando la vida de mi madre cambio por completo...

Flash Back:

-Mama ya llegue- Decía Julia desde la sala de su casa, pero Larissa no respondía, le fue extraño que nadie respondiera, pues el coche de su mama estaba en el garage paso por el cuarto de sus padres y escucho ruidos extraños, se asomo por un pequeño hoyito que tenía la manija de la puerta y pudo observar a dos personas teniendo sexo, claramente era su madre pero el tipo no era su papá.
No supo que sintió en ese momento, pero no Quízo quedarse a observar un momento mas aquella ecena, pero aquel tipo llegaría, al otro y demás dias, era entendible que su mama engañaba a su papa.
Una noche en la cual Oleg tuvo que realizar un viaje a los Estados Unidos, aquel tipo de barba tupida con un enorme tatuaje en el brazo llego muy molesto al parecer Larissa habia intentado terminar esa relacion pero el tipo no lo aceptaba, Julia solo se limitaba a escuchar desde su habitacion, pero todo cambio cuando su madre dio un grito de auxilio y cuando ella salio a ver, se encontraba con un hombre tirado en un charco de sangre y con un cuchillo perforándole el cuello.

-Mama que has echo!- le dijo una Julia asustada.
Su mama comenzó a llorar desesperadamente -El, el quiso abusar de mi y… Yo, yo no podía quitarlo de encima, me lástimaba no hacia caso.-Le Respondió su madre desesperada.

Julia toco el pulso de el hombre y se dio cuenta que estaba muerto.
-Esta muerto, lo mataste!!.

Larissa ante su ataque de pánico no podía pensar con claridad como deshacerse del cuerpo, no quería ir a la cárcel y ni pedir ayuda de Oleg que desconocía que su esposa le era infiel, solo tenia a Julia su única hija, la ojos azules estaba muy asustada pero no permitiría que metieran a la cárcel a su mama y sabia que aunque eso la volviera cómplice la ayudaría a salir de eso.
Envolvió el cuerpo en nailos adheribles y aparte lo metió en bolsas negras usando guantes y limpiando muy bien aquel cuchillo que había usado su mama, Le dijo a Larissa que tenían que llevar el cuerpo muy lejos de ahí y ella acintio muy nerviosa no podia pensar por ella misma, le indico Julia que condujera hasta un lugar en el cual pudieran enterrarlo ya había subido herramientas para cavar, cuando vio un lugar donde habían muchos arboles y oscuridad se bajaron con una linterna y comenzaron a cavar en la fría noche de ese día, ahí arrojaron él cuerpo cuando hicieron un hueco aceptablemente hondo y arrojaron el bulto negro que cargaban consigo, al volver a su casa se deshicieron de toda prueba que podría perjudicarles inclusive quitaron la cinta de las cámaras de la casa que pudieron captar algo y que Julia guardo con ella en su caja fuerte.

Fin del Flash Back.

-Es, es un caso muy delicado Julia, lo siento tanto…- Dijo Lena dándole un abrazo para transmitirle apoyo.
Julia respondió al abrazo -Quisiera contarte mas pero por ahora no puedo…

-Descuida - Le dijo agarrándole de la barbilla- Ahora todo estará bien.
QUE LAS ESPERANZAS NO DECAIGAN , t.A.T.U volveraa!!

Avatar de Usuario
cindy01
Mensajes: 140
Registrado: Mar 01 Mar 2011 16:03
Sexo: Femenino

Re: OSCURIDAD

Mensaje por cindy01 » Lun 03 Abr 2017 00:20

Capitulo 4: Amenaza.


La relación con Lena se habia fortalecido un poco, Lena estaba mas tranquila sabiendo mas, ahora podía entender mas y en su experiencia podría decir que Julia cargaba con una angustia, con algo que la atormentaba y le hacían tomar ese comportamiento inadecuado y destructivo, las terapias que tenia con la ojos azules habían sido menos tensas para ambas, Julia hablaba de sus miedos, de sus anehelos, y algo mas espectacular que no habia tenido necesidad de probar alcohol, esperaba con ansias los días de terapia que tenia, Oleg veía el cambio de humor de Julia le parecía mas que genial, Nicolay y Katya también se daban cuenta, pero a Katya le estaba empezando ahora preocupar Julia...

-Me alegra demasiado verte mejor Julia-Le decía Katya con una sincera sonrisa.

-Siento que me hablas como si estuve enferma tampoco te pases -Le respondió Julia dándole un golpesillo en su hombro.

-Veo que Lena te ah ayudado demasiado, y no me extraña por que es una excelente psicóloga, lo que me preocupa y el motivo por el que te cite es que no quiero, no quiero que mal interpretes su trato...

Julia la miro muy seria para soltar una cargajada- Que cosas dices Katya, Lena es una excelente psicóloga de eso no tengo duda, y la persona mas respetable que eh conocido.

-Bueno, solo que últimamente te veo mas emotiva cuando te toca terapia con ella y...

-No seas tonta, obvio me emociona me hace sentir bien que no estoy bebiendo, tengo que reconocer que eso pone feliz a mi papa y quiero que se sienta orgulloso de mi.

Katya le creyo pero solo un 80 por ciento el otro 20 estaba en duda, igual pensaba en que no debería preocuparse a lo mejor estaba exagerando en pensar que su amiga estaba comenzando a gustar de Lena.

La tarde había cesado y la morena se fue a su departamento, ahí estaba su padre con unas maletas recién echas.

-Julia, tengo que irme a San Petersburgo, hubieron unos problemas que tengo que solucionar sigues a prueba aun no te voy a liberar las tarjetas por completo, pero estaré en comunicación constante.-Le dijo Oleg.

Julia acintio y lo abrazo, se sintió un poco triste pues ya estaba disfrutando su compañía esos últimos días, pero sabía que tenia que cuidar su negocio familiar que tanto le había costado sacar adelante.
Oleg y otra vez estaría sola Julia pero era imposible para ella regresarse a San Petersburgo donde habían muchos recuerdos tormentosos, la noche transcurrió normalmente y al amanecer quería invitar a desayunar a Lena, por que fue en ella en lo primero que pensó despertarse, se ducho y acomodo sus cabellos con un chongo y compro unos jugos naturales y algo de comida ligera para llevarle, la recepcionista no estaba, al parecer no había llegado y la puerta de Lena estaba entre abierta, así que no vio nada de malo con abrir un poco mas, y la imagen que vio no se la esperaba, ver a Lena sentada en la mesa de su escritorio siendo envestida por un hombre que portaba un traje de soldado, los latidos de su corazón comenzaron a acelerarse, fue como un balde de agua fría por la mañana, algo en ella se quebró no se explicaba que era, ok Lena estaba teniendo sexo con alguien y que con eso? Porque le afectaba.
No quiso quedarse viendo esa imagen y solamente opto por irse de ahí para su mala suerte, la recepcionista estaba llegando y como ya la conocía enseguida saludo a Julia.

-Hola Julia, buen día, como has estado?-Le pregunto sonriente.
-Bien, bien y tu? Pensé que hoy no vendrias, tanto que te traje tu desayuno-Le dijo buscando la bolsita con el desayuno que iba a ser de Lena.
-Es muy amable de tu parte, supongo vienes a ver a Lena, le avise que llegaría un poco tarde, pero ven ahorita le digo que...
-No!!-Dijo preocupada y alterada.-Es que recordé que hoy no me toca cita con ella, que tonta soy me confundí de dia-Le decía despidiéndose de ella pero su día no acababa ahí, Lena había salido a ver si había llegado Ivana su recepcionista y al ver a Julia ahí fruncio el ceño extrañandole su visita.
-Julia, que haces aquí? Creí que hasta la próxima semana te vería-Le dijo Lena posando una mano en su cintura.
-Ah bueno, es que pues pasaba cerca de aquí y pues me pregunte el porque no venir a saludarte, pero sera en otra ocasión me imagino "andas ocupada"-Le respondió recalcando las ultimas palabras.
-Para nada, ven entra quiero que conozcas a alguien...
La morena se despidió de Ivana y con pesar entró a su consultorio, en donde se encontraba aquel tipo como si nada, sentado enfrente del escritorio de Lena, tenia una mirada muy fuerte, de tez morena pero ojos verdes.
-Julia te presento a Jerry, mi prometido- Le dijo la pelirroja a ella.
Por educación le estendio la mano y ambos se saludaron.

-Eres paciente de Lena?- pregunto el tipo.
-Si, vengo con ella a tomar terapias psicológicas - Respondió un poco incomoda.
-Jerry es soldado del estado pero lo envían casi siempre a apoyar a Siria, así que no siempre se mantiene en Moscú- Agrego Lena.
La morena agradeció que en ese momento sonara su teléfono y vio el mensaje de texto de Nicolai que quería la acompañara a escojer su nuevo auto.
-Tengo que dejarlos, olvide que tengo que hacer algo muy importante, un placer conocerte Jerry y Lena nos vemos después.-Dijo para finalmente irse.

La ojos grises, quedo confundida por su actitud tan repentina de irse pero no le tomo mucha importancia, ella estaba feliz de tener a su novio devuelta en Moscu, aveces pasaba un mes, dos meses sin verlo y cuando lo veía este no se despegaba de ella, habían decidido casarse desde que el había aceptado viajar constantemente a la guerra.
Por su parte Julia andaba muy callada durante el trayecto con Nicolai ya habían escogido el auto y lo llevaban hasta la casa de el.
-Estas bien? - le pregunto a Julia.
-Lena tiene novio, encima se quiere casar con el- Le respondió Julia con la mirada pérdida.

-Pero eso que tiene que ver...
-Y es un tipo que encima solo viene darle intranquilidad al mundo, es soldado!- Respondió sin escuchar a su amigo.
-Que? Desde cuando te interesa si tiene novio tu psicóloga?.

-Estaban teniendo sexo en pleno consultorio! puedes creerlo ?- Le dijo voltiandolo a ver.
-Ya no se que decirte por que no me prestas atencion! -Le dijo esto ultimo gritándole.

-Nicolai que no entiendes? Lena no se puede casar!.

El muchacho se detuvo para poder platicar bien con ella.- Que mosca o extraterrestre te pico a ti? No te puedes estar enganchando con Lena, ella solo es tu terapeuta, que tiene una cara preciosa eso no te lo discuto, que tiene un cuerpo uff que para que digo, tampoco te lo discuto, pero si tiene prometido te estas fijando en la chica equivocada.

Julia le dio un golpe en la cabeza y el chico se quejo.-Tu me tienes que ayudar, por los años de nuestra amistad, es que tu no entiendes, eh visto lo que no veo en otras chicas, Lena es buena, paciente, protectora, inteligente, hermosa...

Nicolai le devolvió el golpe en la frente -Callate o me voy a enamorar yo de Lena, y como te voy ayudar? Acaso estas loca, el tipo es soldado me va a matar, dile a Katya ella es mujer entre ustedes se entenderan.

-Katya no!!-Dijo exaltada.-Katya me lo advirtió, ella no va a entender, yo necesito tener la oportunidad de enamorar a Lena pero no se como.

-Quizá si le presento unas chicas guapas al amigo, pueda traicionar a Lena y así tu puedas ya sabes... Ok es broma.-Dijo el chico riendo.

-Puedo considerarlo...

Él día de la cita había llegado pero Julia no se había presentado, y preocupo a Lena, le marco a su teléfono pero no respondió al poco rato Recibió un mensaje que decia si podia ir a su casa en la noche que le explicaría por que no había ido, Lena acepto, para ella era muy importante el bienestar de sus pacientes, cuando llego la hora, Julia toco la puerta de Lena quien tuvo que posponer la cena que tenia con Jerry para atender a Julia cosa que había enfadado al chico.

-Pasa Julia-Le dijo calidamente.

La ojos azules paso y se sentaron en la sala de su casa.
-Estas bien? No fuiste hoy y me dijiste que querías venir a decirme algo.

Julia no sabia que responder y lo mas fácil que se le ocurrió fue decir que había tenido ganas de beber y hacer una cara de decepción por ella misma, claro que era una completa mentira a la que había tenido que recurrir.

Lena se preocupo y le dio un abrazo que la morena acepto.- No tienes sentirte mal, estas apenas en proceso de cambio en tu vida.

-Yo no se que haría sin ti Len, eres como esa luz en medio de la oscuridad realmente te agradezco...- Julia había dirigido su mirada a los labios de la pelirroja que se había puesto nerviosa por el acto.

-Se que no debería decirte esto, se que esta mal pero desde que te conocí, no puedo sacarte de mi cabeza-Le decía mirándola a los ojos, Lena no decía absolutamente nada, quizá no buscaba las palabras.

-Lena, no pasa minuto que no piense en ti, eres la mujer perfecta que siempre busque, tu no piensas que soy un problema como lo pensaba mi papa y mis amigos.

-Julia, yo no se que decir.

-Quizá si tu me permitieras que yo pueda ganarme tu corazón, que no me veas como tu simple paciente.

-Esto no...

Julia se había acercado para darle un beso, un beso en el cual Lena se había quedado inmóvil sin saber como reaccionar pero a los pocos segundo, le dio respuesta.
QUE LAS ESPERANZAS NO DECAIGAN , t.A.T.U volveraa!!

Avatar de Usuario
cindy01
Mensajes: 140
Registrado: Mar 01 Mar 2011 16:03
Sexo: Femenino

Re: OSCURIDAD

Mensaje por cindy01 » Lun 03 Abr 2017 00:22

Capitulo 5: Un trato.

No Julia no esta bien- Dijo Lena voltiando su cara para otro lado.
-Pero por que?- Le respondió Julia insatisfecha.

Lena se levanto y comenzó a caminar de lado a lado- Por muchas cosas, estas atravesando un momento emocionalmente fuerte, soy tu psicóloga, tengo novio lo acabas de conocer, tu solo estas confundiendo las cosas.-Le dijo la ojos grises.
Julia se levanto y la agarró por el brazo acercándola a ella- Pero a mi me gustas...
Lena quedo muy cerca de ella e intento separarse de Julia la cual no se opuso.
-Julia será mejor que te vayas, necesito estar sola por favor.-Le pidió Lena.
La morena sin decir nada, se marchó pero con una sonrisa triunfante.
Lena estaba en un estado de shock, no veía venir eso, y mucho menos había besado nunca a una chica, se preguntaba como podría ver de nuevo a los ojos a Julia.
Por su parte la ojos azules habia ido a visitar a Nicolai quien se encontraba muy sospechosamente con Katya, el chico se abotonaba la camisa y Katya estaba acomodando el sillón donde se sentaban ellos tres siempre fueron mejores amigos, por eso dudo un poco en que estuvieran haciendo algo indebido, ella agarro sus cosas y se fue a trabajar, dejando a Julia y a Nicolai solos.

-Bese a Lena hace unos minutos-Le dijo a su amigo sin tantos rodeos.
-Es encerio?, ya se te hizo con la psicóloga, eres terrible Volkova- Le respondió a ella.
-No, no, no- Le contesto ella frunciendo el ceño.-Nico, no entendiste cuando dije que Lena es la mujer perfecta para mi? Y no fue un beso que ella quisiera, porque fui yo quien la beso, pero ella correspondió por unos segundos y aunque fueron segundos, esos segundos me hacen pensar que puedo conquistar a Lena.
-Pero ella tiene novio, como vas a luchar por Lena, teniendo al tipo alado de ella?.
-Ese es el problema, pero me las voy a ingeniar-Dijo Julia muy decidida.
Don Oleg se había tomado unos minutos para hablar con Lena por teléfono, preguntando por su hija y su avance.
-Lena estoy muy agradecido contigo y porque antes de irme noté a mi hija diferente -Le decía del otro lado del teléfono.
-Oh, no tiene nada que agradecer solo hago mi trabajo y creame que haré lo posible para que ella supere esta etapa.- Respondió Lena.
-Gracias Psicóloga-. le dijo para colgar.
Lena estaba algo pensativa al saber que tenía que seguir trabajando con Julia y que justamente hoy le tocaba cita con ella, parecía una clase de brujería pero en ese momento la secretaria anunció la visita de Julia, quien Lena ordenó que pasara.
Aquella ojos azules había llegado con una rosa roja y se la había puesto en el escritorio.
-Hola Lena- Le dijo Julia y se sentó enfrente de ella con una amplia sonrisa.
Lena carraspeó un poco-Buenos días Julia, gracias por el presente, el día de hoy me gustaría que me dijeras como te sientes?
-La verdad, ahorita que te veo me siento, espectacular.-Respondió ella.
Lena sintió un calor invadirle el cuerpo y las mejillas sonrojadas.-Me refiero a que no has bebido en estos días.
Julia se rió -Te invito a cenar esta noche-le dijo sin prestar mucha atención.
-Julia, creo que no nos estamos entendiendo, no entiendes que yo tengo novio, tu eres mi paciente, aparte hoy voy a cenar con Jerry.
La morena sacó su celular por un momento y lo juguetio un rato, como si no escuchara lo que le decía Lena.
-Lena pero no seas olvidadiza, ayer cuando fui a tu casa nos besamos y tu correspondiste antes de apartarme.
-No estoy diciendo que no lo recuerde, pero no significa que te este dando alguna señal.-Respondió enojada.
Julia agarró su celular y se lo mostró- listo! - Le dijo a Lena.
La otra confundida le preguntó- Listo que?
Julia apretó el botón del celular donde se escuchó:
"-Lena pero no seas olvidadiza, ayer cuando fui a tu casa nos besamos y tu correspondiste antes de apartarme.
-No estoy diciendo que no lo recuerde”
Lena quedó perpleja mirando el acto y Julia volvió a preguntar-Vas a salir a cenar conmigo? Sería de muy mal gusto que Jerry escuchara que confiesas que nos besamos.
-Qué te pasa Julia?- Respondió molesta la pelirroja.- Creí que eras diferente.

-Lena y lo soy, pero no me dejas opción, te niegas rotundamente a salir conmigo, vamos Lena, solo es una cena, tranquilízate.- Le dijo Julia.

Lena estaba pensando su respuesta, Jerry se marchaba hoy y regresaría en tres semanas mas a Moscú, conociendo el temperamento de su novio sabía que si el llegara a oír el audio, querría pero matar a Julia, aunque una parte de ella le daba curiosidad el salir con Julia sabiendo que no era correcto seguirle el juego.

-Esta bien, mira pero todo esto lo hago para que no perjudiques mi relación, entendido?-Le dijo a Julia.

-Entendido-Respondió la ojos azules, paso por ti a las 8.
-No, dime el lugar y yo voy-Decía de mala gana.
-Lena, yo paso por ti, son parte de las reglas.-Le dijo guiñandole el ojo para irse.
En el transcurso del día Lena estaba más que nada pensando si había hecho bien en haberle dicho que si a Julia, a las 5 de la tarde Jerry paso por ella y la llevo a su departamento para despedirse de ella quien andaba un poco pensativa y Jerry noto eso.

-Estas bien preciosa? Te eh notado distante desde que salimos de la clínica.-Preguntó Jerry

-Si-Dijo acariciándole el rostro a su novio.-Sucede que estuve pensando en algunos pendientes pero nada importante.

El chico la abrazo y beso sus labios luego comenzó a besarle el cuello y atraerla a la habitación de la chica quien desabrochaba la camisa del chico, el la cargo con sus brazos fornidos y la colocó en la cama para comenzar a jugar con sus senos y así envolverse en una tarde llena de pasión.
Al terminar el acto sexual el tipo se metió a bañar y se fue a para retomar su viaje, la pelirroja reviso su reloj y vio que eran las 7, tenia solo una hora para alistarse y esperar a Julia, escogió un vestido azul ajustado con una abertura en la pierna, y unas zapatillas blancas altas, le dio tiempo exacto para poder arreglarse y estaba algo nerviosa al percatarse que Julia estaba en camino y que dando exactamente las ocho sonara el timbre de su casa, anunciando la llegada de la morena.

-Buenas Noches Lena-Le dijo Julia con cara de sorpresa extrema mirando de pies a cabeza a la ojos grises quien se sentía intimidada.

-Hola Julia, nos vamos?- Respondió Lena
-Pues cuando gustes, te vez hermosa, osea eres hermosa pero ahora mucho mas- Le decía Julia elogiándola y haciendo sonrojar a Lena quien bajo la mirada sonriente.

-Me son rojas con tus palabras, tu igual te vez muy bien Julia.

Julia sonrió y le hizo un ademán dándole paso hacia la calle para que se encaminaran a su cita, la ojos azules condujo hacia un lugar el cual estaba en la playa de Beloye Ozero, era un restaurant que habría solo viernes, sábado y domingo con una vista al mar preciosa, estaba al aire libre y el tiempo estaba agradable así que le pareció buena idea ir a ese lugar, cuando Lena al principio no entendió por que la llevaba a una playa pero cuando bajo del auto miro el lugar y le pareció precioso y encantador, Julia ya tenia su mesa recervada, se sentaron, Lena quien no tenia una expresión ni de enojo ni de felicidad y pues aunque no era ni bueno ni malo tranquilizaba a Julia.

-Quieres que ordenemos?-Pregunto Julia.
- No se, lo que tu decidas hacer para mi esta bien-Comento despreocupada mente.
-Lena ya se que estas molesta por la forma en que te pedí que saliéramos, pero no tenía otra alternativa, tu no ivas aceptar de otra forma y sinceramente me gustaría que me conocieras mejor.

-Es que de que otra forma quieres que te conozca, tenemos una relación de paciente a terapeuta- Le dijo molesta.

-Pero no es lo mismo que estemos encerradas en tu consultorio hablando de mi vida, yo quiero saber de la tuya.

El mesero llego y ella ordeno junto con Lena, y al traer la comida, Lena comenzo a comer mientras Julia trataba de sacarle platica y ella de mala gana respondía o simplemente le hacia entender que no quería platicar, al terminar la comida lo primero que salio de la boca de Lena fue - ya nos podemos ir?

La ojos azules la miro fijamente y le preguntó-Encerio tan mal te la estas pasando? -

-Siento que yo no puedo seguir dándote terapias, esto se esta saliendo de control, y ami eso no me gusta que estés confundiendo las cosas.

Antes de que pudiera decir algo Julia, dos personas se les acercaron a Julia y la saludaron con efusividad.

-Julia que milagro mujer verte por aquí- Dijo Andrés un tipo de cuerpo fornido y con una barba algodonada rubia.

-Pues aquí se me ocurrió venir y ustedes chicos que hacen por aqui?-Pregunto Julia

-Estamos celebrando que ascendieron a Andrés, pero vemos que no veniste sola quien es aquella acompañante.- pregunto Marina una chica guapa con escote de espalda que la dejaba mostrar un tatuaje grande

-Ella es Lena, Lena ellos son Andrés y Marina- Les dijo presentándolos.

-Pero vengan a nuestra mesa con los demás amigos nuestros están invitadas al festejo, ahí las esperamos.- Les dijo Andrés retirándose con Marina de su mesa.

Julia se levanto del asiento sin decir nada.
-A donde vas?- Pregunto Lena confundida.
- A donde mas, no oíste que nos invitaron?- Le respondió algo sarcástica.

-No quiero estar ahi…
-En realidad tu no quieres nada, así en que te afecta?- Le dijo con un tono de molestia en su voz.

Lena no dijo nada y solo la siguió, aquellos chicos eran amigos de Andrés y Marina quienes eran novios, estaban brindando y comiendo, contando anécdotas en la cual la morena se les sumaba y se unía en la charla llena de risas y buen ambiente, Lena solo escuchaba y sonreía sin tratar de ser grosera.

-Y tu Lena, a que te dedicas?- Pregunto Andrey.
-Soy psicóloga en una clínica de Moscu.- Respondió amablemente.
- y como fue que conociste a Julia- Pregunto Marina.
-Por que tomo terapias con ella - Dijo riendo la ojos azules. - Ya saben el exagerado Oleg la contacto y pues así nos conocimos.

Aquellos chicos rieron, pero Lena soltó una risa fingida, la musica hizo el ambiente y Los chicos comenzaron a salir a bailar, Lena estaba sentada aburrida, Miéntras oía las pláticas de ellos, hasta que una chica rubia y atractiva de la propia mesa le dijo- Sera que no le importe si bailamos?- Dirigiendole la mirada a Lena.

-Para nada! a Lena no le afecta en lo absoluto, vamos a divertirnos- Le respondió jalando a la chica hacia donde todos bailaban.
Lena quedo sola en la mesa y veía como aquella chica rodeaba a Julia con sus brazos y le bailaba sensual, cosa que Julia no le parecía afectar en lo absoluto, maldecía en no haber traído su auto, y tenia que esperar hasta que Julia decidiera irse, veía que Julia no le estaba prestando atención, como fue que hace unos minutos Julia se desvivía por obtener un poco de su atención y ahora andaba bailando de lo más alegre con otra.
La chica rubia tomo del rostro a la morena y le dio un beso que Julia no desprecio en lo más mínimo y luego le susurro algo en el oído a Julia, luego la jalo y se desaparecieron caminando hacia alrededores del restaurant eso había enojado mucho a Lena, ya no sabia de que estaba tan molesta si de que Julia la obligará a salir con ella o del beso de la rubia que le había dado a Julia, no le interesaba Julia, bueno al menos eso ella pensaba, habían transcurrido varios minutos y ellas no se aparecían, así que salio a buscar a Julia quien no veía por ningún lado, y cúando observo atrás de unas rocas grandes a dos chicas que se besaban con efusividad, no pensó en lo que iba hacer solo se les hacerco y Jalo a Julia del brazo quien la miro confundida.

-Lena?- le dijo Julia.
-Para esto me traes?- le respondió muy molesta.-Sabes que yo me voy.
Julia le pidió disculpas a la rubia dejándola ahí y siguiendo a Lena tratando de tomarla del brazo.

-Que te pasa, si eres tu quien no te parece nada.
Lena trataba de safarse de su mano.
-Eres la peor persona que eh conocido, me obligas a venir contigo, luego me dejas ahí ignorandome y por ultimo me haces sentarme a esperarte a ver a que horas la señorita
Termina de juguetiar con la otra.

Julia la tomo de las muñecas y le dijo- Le rogué al dueño de este lugar que me reservara una mesa para dos personas y que me contesto el? Que todas estaban apartadas, y pague él doble para que me dieran una, luego trato de ser la persona mas amable contigo y que resivo solo un mal comportamiento tuyo, solo te pedí una cena que me conocieras, si tu te hubieras comportado mejor, yo hubiera entendió de la mejor manera que te vería como mi psicóloga y solo como eso, ah pero olvidaba que ya ni eso.

-Encerio pagaste el doble por traerme a este lugar?- le pregunto Lena con tono bajo.

-Eso no importa, y no te iras sola, yo te traje y yo te llevo.

Julia camino a despedirse de sus amigos y llamo a Lena para que subiera al auto, la pelirroja se sentía mal por haber tratado así a Julia, era verdad Julia se había esforzado en sacarle charla durante su cena y ella como se había comportado? De cierta manera su actitud fue grosera, el lugar era bello y no sabía el esfuerzo que Julia hizo para traerla.

-No Julia, disculpame- Le dijo a la morena que estaba muy molesta, pero aquella no la escuchaba, solo abría la puerta del carro, pero Lena la cerro y le jiro la cara para darle un suave beso.
-Vamos a quedarnos un rato mas.- Le dijo sonriendole a la ojos azules.
QUE LAS ESPERANZAS NO DECAIGAN , t.A.T.U volveraa!!

Responder

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 2 invitados