Who knew: ¿La vida continua?

Responder
Avatar de Usuario
paki
Mensajes: 59
Registrado: Mar 19 Ene 2010 20:30
Sexo: Femenino
Contactar:

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por paki » Vie 13 Sep 2013 21:49

para cuando la conti

Avatar de Usuario
liuribe21
Mensajes: 457
Registrado: Mar 17 Abr 2012 16:57
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por liuribe21 » Lun 16 Sep 2013 10:28

Bueno, he de disculparme por tener tan abandonada la historia pero en la elaboración de mis otras historias pero ya estoy recobrando la perspectiva sobre esta que tengo que confesar es mi favorita y mis planes son traerles conti pronto pero deben tenerme un poquitín de paciencia .blush. .blush. .blush. .blush. pues no tengo en claro el futuro de mi querida Marina
El valor de las cosas no está en el tiempo que duran sino en la intensidad con que suceden, por eso existen momentos inolvidables, cosas inexplicables y personas incomprensibles...
http://anotherwordsfics.foroactivo.mx/" onclick="window.open(this.href);return false;

katinavolkova13

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por katinavolkova13 » Mar 17 Sep 2013 21:58

facil mata a marina :3

Avatar de Usuario
liuribe21
Mensajes: 457
Registrado: Mar 17 Abr 2012 16:57
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por liuribe21 » Mié 18 Sep 2013 13:16

icon_e_surprised icon_e_surprised icon_e_surprised Me parece muy cruel hacerlo .cry. pero ya tengo un plan especial para ella diablo3 diablo3 aunque dejare a Len y a Jul disfrutar de su amor por un tiempo mas first_move first_move .blush. .blush.
El valor de las cosas no está en el tiempo que duran sino en la intensidad con que suceden, por eso existen momentos inolvidables, cosas inexplicables y personas incomprensibles...
http://anotherwordsfics.foroactivo.mx/" onclick="window.open(this.href);return false;

katinavolkova13

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por katinavolkova13 » Mié 18 Sep 2013 13:34

liuribe21 escribió:icon_e_surprised icon_e_surprised icon_e_surprised Me parece muy cruel hacerlo .cry. pero ya tengo un plan especial para ella diablo3 diablo3 aunque dejare a Len y a Jul disfrutar de su amor por un tiempo mas first_move first_move .blush. .blush.
:o icon_e_biggrin jajajaj bueno me alegra eso amo la historia espero leer algo pronto conti give_rose

fany
Mensajes: 26
Registrado: Mar 04 Jun 2013 15:03
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por fany » Mié 18 Sep 2013 22:59

quiero conti pronto todos tus fic me fasinan

Ekaryl
Mensajes: 88
Registrado: Lun 04 Nov 2013 19:28
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por Ekaryl » Dom 29 Dic 2013 23:57

contiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiii

Avatar de Usuario
liuribe21
Mensajes: 457
Registrado: Mar 17 Abr 2012 16:57
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por liuribe21 » Mié 12 Mar 2014 16:53

Hola, después de tanto tiempo (y de repasar notas) he podido retomar la energía y visión que tenía sobre este fic, sé que es algo corto pero, algo es algo, espero les guste la continuación...

El comienzo de una nueva vida: ¿la aceptación? (belive)

No podrás comenzar el siguiente capítulo en tu vida si sigues releyendo el último.


Recuerdo las lágrimas corrían por su cara,
Cuando le dije que nunca te dejaré ir.
Cuando todas las sombras casi matan a su luz,
Recuerdo que usted dijo que no me dejes aquí solo,
Pero todo está muerto y enterrado y en el pasado esta noche
Sólo cierra los ojos,
El sol se pone.
Vas a estar bien,
Nadie puede hacerte daño.
Ven luz de la mañana,
Tú y yo estaremos sanos y salvo.

No te atrevas a mirar por la ventana,
Cariño todo está en llamas.
La guerra afuera de nuestra puerta sigue azotan,
Se aferran a esta canción de cuna.
Incluso cuando la música se ha ido, ido...

Sólo cierra los ojos,
El sol se pone.
Vas a estar bien,
Nadie puede hacerte daño.
Ven luz de la mañana,
Tú y yo estaremos sanos y salvos.

Sólo cierra los ojos,
Usted va a estar bien.
Ven luz de la mañana,
Tú y yo estaremos sanos y salvos...


*** *** *** *** *** ***
―Vamos Lena puja… ― Ordena Christine ayudándole a traer al mundo a la pequeña Ekaterina ― Vamos, puedo ver su cabecita… Sólo un poco más ― ve a Lena agita y sudorosa, completamente cansada pero aferrada al brazo de Julia.
―Sé que esto es cansado para ti, mi amor pero tú puedes hacerlo sólo un poco más y tendremos a Katy en nuestros brazos… ― Julia sujeta la manos de Lena y siente la excesiva presión que ejerce la pelirroja en su mano adolorida, con nostalgia puede recordar haber pasado por lo mismo con Marina pero saca todo pensamiento que la distrae porque esto ahora se trata de Lena y es injusto para ella pensar en los fantasmas del pasado que la atormentan ahora, Lena inhala y exhala aire con agitación pero vuelve a pujar.
―¡¡¡Ahhh!!! ― El Grito deja sordos a todos los que están presentes en el parto y también se puede escuchar en todo el piso de maternidad-
―Ya viene… ― Christine toma en brazos a la pequeña Katy y la pasa al pediatra para que la revise y puedan limpiarla del líquido amniótico.
Lena sonríe feliz y cansada pero también aliviada de que todo termine de una buena vez, Julia parece inflar su pecho con orgullo al observar con detenimiento todo el proceso de limpieza de su hija como una madre recelosa a pesar de que ya tiene a Vika.
Han sido dos dolorosas horas y media de trabajo de parto pero todo ha valido la pena por tener entre sus brazos a la pequeña rubiecita que llora asustada buscando el refugio de donde le han sacado, siente las perlas de sudor deslizándose por su frente y todo su cuerpo mientras normaliza su respiración y siente que el cansancio le invade pero de pronto su cuerpo se comienza a sentir pesado cuando Julia se acerca quitándose el cubre bocas azul que le han proporcionado para presenciar el parto.
―Mira, Lena… Es bellísima, se parece a ti ― Julia besa su frente y Lena con trabajo puede mantenerse despierta ― tiene tus hoyuelos y tus rizos… ― Le acerca a la pequeña envuelta en una menta cubierta todavía con un poco de líquido amniótico para colocarla sobre su pecho pero al intentar sujetarla, sus brazos caen pesadamente al igual que sus parpados.
De pronto, un ataque de taquicardia alarma a los médicos presentes, que se acercan a ver qué pasa, Christine ha solicitado que saquen a Julia del quirófano y lleven a la bebé a las incubadoras pero Julia opone resistencia pues tiene temor de que algo le pase a Lena.
―Christine, dime lo que le pasa ― Julia ve con horror como Lena es intervenida con todo el material quirúrgico sin mostrar reacción alguna ― ¿Christine?
―Julia… Rápido los desfibriladores y 5 ml de adrenalina para elevar su ritmo cardiaco ― ordena Christine ignorando a Julia, quien le sigue de cerca para intentar entender qué es lo que sucede pues mientras Lena está tendida en la cama de operaciones.
― ¡Christine! ― Julia toma a su amiga y partera de las solapas del traje especial de operaciones para que la observe y no le mienta así que Christine le lleva fuera de todo aquel caos ― Dime qué pasa y no mientas ― advierte con un brillo de preocupación e impotencia en sus ojos.
―Julia… Uh, creo que el problema viene de su presión, ha decaído un poco y esto es lo que me preocupaba cuando decidió tener a la bebé por parto natural, se lo advertí pero aun así quiso hacerlo de esta forma… ― Julia suelta a Christine y talla su rostro intentando entender ― ¿Qué no te lo dijo?
―No ― responde a penas de manera audible.
―Es lo que programamos hace un par de semanas cuando vino a su última revisión, me dijo que lo habían discutido y que estaban de acuerdo en que fuese de esta manera… Le advertí que su presión podría complicar el parto pero ella insistió que deseaba hacerlo sin intervención quirúrgica… ― Christine sabe que Julia tiene mucho que digerir y ella tiene que volver para atender a Lena ― Debo ir con ella… ― Comienza a caminar hacia el interior de la sala de operaciones pero el brazo de Julia le detiene.
―Christine… ― La aludida vuelve su atención ― Confío en ti, sálvala ― no suena como una orden sino como una petición.
Christine sonríe a pesar del nudo en su garganta mientras asiente de manera solemne para regresar a la faena de traer a Lena de vuelta y deja a Julia completamente devastada pues ya ha perdido a Marina y no quiere perder ahora a Lena.
―Ya casi tienes a Marian, deja a Lena con nosotros… Por favor ― suplica a la nada mientras se quita el gorro azul y golpea la pared con el puño cerrado, sus nudillos resienten el impacto y se sienten entumecidos y rojos, recarga su espalda contra la pared mientras cubre el rostro con ambas manos y se desliza hacia abajo hasta quedar sentada en el impecable y limpio piso blanco del hospital.
Está sola en esos momentos y no tiene consuelo alguno, Vika está siendo cuidada por la niñera en casa pues al salir de madrugada y por la estresante situación no le ha parecido apropiado levantarla, sus padres están al otro lado del mundo y al avisarles de la urgencia han prometido llegar lo más pronto que puedan por la mañana si el clima lo permite mientras que sus suegros y Tania están de visita con sus abuelos maternos en unas villas cerca de San Petersburgo y si lo permite la tormenta invernal que amenaza con caer, tal vez su cuñada llegue en al menos dos horas más.
Pedazo a pedazo se derrumba sin poder hacer nada más que sólo esperar en la solitaria y asfixiante sala de espera mientras ruega mentalmente a todo lo que puede implorar para que Lena salga de esta y pueda estar con ella y sus hijas.


No importa cuán duro intente
Tu continúas
haciéndome a un lado
Y yo no puedo romperlo
No hay forma de hablarte.

Es tan triste que
te estés marchando
Toma tiempo creerlo
Pero después que
todo está dicho y hecho
Tú vas a ser el solitario

¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo
que seas lo suficiente fuerte…


*** *** *** *** *** ***
Flashback
*** *** *** *** *** ***
Los meses han pasado sin detenerse, aproximadamente cuatro y el estado de Lena ya es muy notorio, y como ha sido de esperarse todos en la universidad a la que asiste saben de su relación con Julia y sobre su embarazo pues ha sido la noticia que le ha dado la vuelta al mundo y continua estando en la boca de todos por lo que le miran como una mala persona lo que logra afectar su cambiante estado de ánimo por lo que a veces no quiere ir a la universidad pero la amigas de Lena le dan su apoyo al igual que Julia aunque ha pensado tomarse un año sabático para la llegada del bebé y Vika casi cumple un año; no ha cruzado palabra con sus padres desde que le han echado de casa pero no le toma importancia, está con Julia y eso es todo lo que quiere.
Esa tarde han decidido salir a pasear por el parque pues por temor a algún atentado o a que los periodistas lastimen a Lena, Julia casi no quiere que salga y siempre que lo hace la acompaña a cualquier lugar; las amigas de Lena, Nastya y Alexandra y algunas veces se les une Tania, les han acompañado pues se han convertido en sus guardianes también y siempre que pueden, pasan horas con ella en el departamento y ayudan a cuidar de Vika, quien se ha convertido en una imparable e hiperactiva infante destructora y el terror de los adornos de mesa.
― ¿Quieres sentarte aquí? ― Pregunta Julia viendo a Lena mientras extiende una pequeña colchoneta para que se sienten.
―Sí, aquí está bien por favor… ― Le toma la mano para poder sentarse debido a que su abultado vientrecito ya no le permite moverse con más agilidad y le impide hacer muchas cosas, algo que frustra a Lena un poco.
―Bueno, les daré su privacidad... Vamos Vika ― Toma en brazos a su hija y la lleva caminando hacia algún lugar alejado de las chicas.
Las dos amigas de Lena están impacientes por preguntarle algunas cuestiones personales y uno que otra intimidad, a veces Lena se pregunta como es que puede tenerles tanta confianza si las preguntas que le hacen son de un tono muy fuerte referente más a su intimidad compartida con Julia.
―Nunca cambian… ― Observa Lena completamente sonrojada cuando le preguntan sobre si Julia cumple más cuando tiene antojos de otra cosa.
―Ya, no te hagas y responde ― acusa Alexandra.
―Bueno… Sí, cumple de maravilla con mis “antojos” nocturnos ― las tres dirigen una mirada a Julia, quien se ve muy relajada mientras juega con Vika rodando por el pasto y ayudándola a levantarse para llevarla a caminar hacia el lago tomándola por ambas manos mientras Vika coloca sus diminutos piecitos sobre los zapatos de su madre.
―Oye Len, y cambiando de tema, ¿Cómo vas con tus papás? ¿Ya arreglaste algo? ― La pelirroja baja la mirada de manera triste mientras niega con la cabeza.
―He tratado de solucionar las cosas pero siempre me dan una excusa o se niegan a verme… ― Su voz se quiebra un poco pues la situación aunada a su estado de altas y bajas de ánimo le afectan un poco ― Supongo que debo dejar pasar más tiempo, sólo espero que las cosas se solucionen ― añade con algo de dolor en su voz.
―Bueno, mejor cambiemos de tema… ― Intercede Nastya al ver el semblante triste de su amiga.
Julia persigue a Vika pues desde que ha comenzado a caminar, todo lo que quiere hacer es correr y Julia sonríe al ver a su pequeña dirigirse hacia Lena, Vika le ha tomado un cariño muy especial, su sonrisa se vuelve amarga al recordar la situación de Marina y no puede evitar sentirse muy culpable y desdichada pues mientras ella está confinada a una cama mientras ella y Vika disfrutan de una segunda oportunidad que la vida les ha concedido al lado de Lena.
Dirige su atención a la joven pelirroja y a sus amigas mientras hablan y ríen al mismo tiempo, sus ojos se pasean por su rostro y cuerpo hasta detenerse en su vientre, el lugar donde crece su hijo; una sonrisa ladina aparece en sus rostro pero se desvanece al recordad el rostro de Marina en la cama de hospital, ese recuerdo no le permite ser completamente feliz al lado de Lena y sabe que ella lo percibe pero poco puede decir pues sabe que la ha querido mucho, se abstiene de reclamarle nada y no la presiona para borrar todos sus recuerdos juntas pues no quiere ser una sustituta
―Te extraño mucho, Marina… ― Murmura al viento introduciendo las manos en los bolsillos de su pantalón.
―Lena, ¿puedo preguntarte algo? ― Comenta Nastya mientras Lena asiente ― ¿Julia todavía sigue pensando en Marina? Quiero decir, ¿Le sigue afectando su ausencia? ― La joven intuye que Lena sabe que Julia todavía sigue pensando en su esposa y que le afecta un poco ese hecho en particular.
―Bueno, no puedes borrar el recuerdo de una persona muy amada… Julia y Marina tienen una historia de amor juntas y yo no soy quien para intervenir en su recuerdo, Julia está lidiando con su perdida… ― Dirige su mirada hacia Julia quien le saluda cariñosamente con la mano ― Además no es fácil mantener una relación que está condenada por las personas porque está intentando rehacer su vida con su propia cuñada…
―Poniéndolo se esa manera, Julia sí que tiene algunos problemas…
―Pero confío con que la vida nos dé una segunda oportunidad y la podamos aprovechar ― “o al menos espero que la vida me permita disfrutar un largo tiempo de esta dichosa felicidad el tiempo que dure…”
Vika se levanta del césped y dirige sus pasos hacia donde están Lena y sus amigas, le extiende los brazos y se aferra a su cuello como intentando consolarle.
*** *** *** *** ***
Fin de Flashback
*** *** *** *** ***


¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte

¿Qué se supone que voy a hacer?
¿Sentarme y esperarte?
Bien, no puedo hacer eso
Y no hay vuelta atrás

Necesito tiempo
para mudarme
Necesito un amor
para sentirme fuerte
El valor de las cosas no está en el tiempo que duran sino en la intensidad con que suceden, por eso existen momentos inolvidables, cosas inexplicables y personas incomprensibles...
http://anotherwordsfics.foroactivo.mx/" onclick="window.open(this.href);return false;

Avatar de Usuario
adrianita
Mensajes: 463
Registrado: Dom 03 Nov 2013 11:48
Sexo: Femenino
Ubicación: Mexico

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por adrianita » Jue 13 Mar 2014 13:28

Que poca de yulia x$ primero se acuesta con lenita embarazanmdola y le dice que no siente nada y que ama a su esposa y luego impide que lena se vaya diciendole que la ama a lena y por ultimo todavia recuerda a su esposa la emferma, pobre lena y esa yulia me cae mal pero tu historia me encanto
ojala continues chica :)
Eres la única. TE AMO princesa hermosa.

Avatar de Usuario
liuribe21
Mensajes: 457
Registrado: Mar 17 Abr 2012 16:57
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por liuribe21 » Vie 04 Abr 2014 18:45

Adrianita: hay que entender que todo lo que está sintiendo Julia por Lena la confunde con respecto a lo que siente por Marina, además hay que recordar que entre Julia y Marina hay algo de amor también y para Julia no es fácil olvidar al que ha sido su gran amor pero confía en que le dará su lugar y oportunidad a Lenita, lo que siente por Lena comenzará a hacerse profundo y llegará corresponder el amor desmedido que Lena tiene hacia ella, Lena será recompensada...

Bueno les traigo la continuación del capítulo anterior, espero les guste



¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte.

¿Qué se supone que voy a hacer?
¿Sentarme y esperarte?
Bien, no puedo hacer eso
Y no hay vuelta atrás

Necesito tiempo
para mudarme
Necesito un amor
para sentirme fuerte

*** *** *** *** *** ***
Tania apenas ha podido conducir sola a través de la resbaladiza carretera con ese espantoso clima y conduce alterada rumbo al hospital privado de Moscú para saber que ha pasado pues cuando Julia le ha llamado para visarle sobre la situación del parto de su hermana ha notado algo más en su voz que no le ha dicho, casi puede morder su uñas pensando mil y un escenarios pero sabe que debe mantenerse calmada para ser una roca para Julia en esos momentos.
Las palabras hirientes que ha dicho su padre resuenan todavía en su cabeza pues antes de salir decidida por la puerta ha tenido una discusión con sus padres y sólo espera que con lo que les ha dicho reaccionen ante su trato injusto hacia Lena; recuerda a detalle la discusión cuando ha respondido el teléfono y ha anunciado la noticia esperando con eso hacer mella en la actitud de su padre hacia Lena y Julia pues sabe que su mamá sólo defiende lo que dice su esposo para no causar más conflictos.
― ¿Aló? Julia, ¿Cómo estás?... Que bien, me alegra escuchar… ¿Cómo?... Sí, sí… Estamos de visita con mis abuelos… Ahora mismo salgo para allá, gracias por avisarme ― termina la llamada y se dirige a sus padres pues todos están el salón después de la cena ― mamá, papá… Lena ha entrado en labor de parto ― los rostros de sus padres se tornan preocupados pero no dicen nada ― ¿no quieren saber cómo está o que ha pasado? ― Hay decepción en su voz.
―Cuando Lena decidió irse de la casa para vivir en pecado con la esposa de su hermana dejó de ser importante en nuestras vidas, ¿Por qué te empeñas en mencionarla? ― Se ofusca su padre con un dejo de preocupación aunque Tania sabe que Lena todavía les importa Lena por el hecho de ser su hija y también les duele lo que le pase.
―No pensé que escucharía ese tipo de palabras en ti papá, es Lena, por Dios… Todavía es tu hija, ¿Qué no te importa lo que pueda pasarle? ― Sergey tensa la mandíbula y siente una punzada ante el comentario acusador de su hija ― Pensé que con el tiempo podría perdonarla, no es tan grave lo que ha hecho…
― ¿Qué no es tan grave? Hija está viviendo con su cuñada, la esposa de su hermana, ¿Qué Marina no es tu hermana también y no te duele lo que está pasando? ― Suelta Inessa secundando las palabras de su esposo.
―Claro que me duele lo que le sucede a Marina pero tiene que entender que tal vez no haya un futuro para Julia con ella, su estado es de un vegetal y no sabemos si volverá a despertar… ¿No eras tú quien animaba a Julia para considerar rehacer su vida de nuevo? Tal vez la felicidad de Julia sea al lado de Lena y no de Marina ¿Por qué no apoyas a Lena en eso, qué acaso no puede tener el soporte de su familia cuando la sociedad entera también la señala? Somos su familia y ella también tiene derecho a ser feliz y aunque su amor no se ha dado en las mejores circunstancias Lena todavía es mi hermana y su hija…
―Es que esto no puede ser, no puede ser posible que Lena se enrede con su propia cuñada… ― Acusa Sergey.
― ¿Por qué siempre tienes que salir con eso? Julia es libre de escoger con quien estar, lo mismo Lena y si ambas decidieron estar juntas es porque en todo ese tiempo de apoyo mutuo surgió algo de chispa entre ellas y no es cómo estás pensando, Lena jamás seduciría a Julia a propósito, ella respetaba el compromiso de Marina… Ella calló lo que sentía todo este tiempo ― Sus padres le miran sorprendidos, sabe que ha hablado de más pero está harta de tener este tipo de discusiones con ellos todo el tiempo pues han sido injustos con Lena y eso tiene que terminar ― ella ha estado enamorada de Julia desde que la conoce y prefería ver a Marina ser feliz aunque para eso tuviese que anteponer la propia felicidad de su hermana antes que la de ella, por esto es que no quería intentar nada pero era su turno de ser feliz… Papá, mamá no están siendo justos con Lena, sin tener el apoyo de su familia ha tenido que enfrentarse a las miradas acusadoras de personas que no saben nada sobre ella y sus sentimientos, y ustedes que se supone son sus padres y tienen que apoyarla y no volverse en su contra como lo están haciendo… ― se levanta de donde ha permanecido sentada y camina hacia donde está su abrigo para colocárselo pero la voz de su padre le detiene.
― ¿A dónde crees que vas?
―A ver cómo está MI HERMANA― enfatiza las últimas palabras esperando haber abierto los ojos cerrados de sus padres.
―Si sales por esa puerta te prometo jovencita que tendrás serios problemas… ― Advierte Sergey.
―No me importa ― repone Tania secamente calzando sus botas.
―Te estoy dando un ultimátum, Tania… Si sales por esa puerta, no te molestes en regresar a casa ― advierte Sergey molesto pero sabe que está siendo injusto con sus hijas.
―No te preocupes, no regresaré… ― La voz de Tania suena dolida y dirige una mirada decepcionada hacia sus padres y abuelos, quienes son testigos involuntarios de aquella tensa e incómoda situación ― Pensé que así reaccionarían ante su injusto trato pero veo que necesitarán saber Lena podría estar al borde de la muerte para poder perdonarla, espero que eso no suceda y que para cuando recapaciten, no sea demasiado tarde, les informaré qué pasa por si quieren saber… Por cierto ha tenido una niña y está preciosa, por si quieren saberlo…
Y dicho eso cierra la puerta con fuerza desquitando en ella toda la impotencia que siente y camina hacia su coche recordando devolverlo a su padre cuando llegue a Moscú mientras que sus padres se miran entre ellos con culpabilidad por su trato hacia Lena y no quieren imaginarse el cuadro que ha pintado Tania para ellos sobre lo tarde para redimirse con ella antes de que algo suceda además saber que tendrán un nuevo nieto les despierta la curiosidad por saber cómo será.
*** *** ***
Tania camina desesperada hacia donde la enfermera recepcionista le ha indicado que puede encontrar a Julia, estar en el ascensor le resulta desesperante pues parece que avanza lentamente y en cuanto las puertas se abren, sale disparada buscando por todas partes a Julia; la encuentra deshecha sentada en unas sillas cercanas a la sala de operaciones, su cabeza descansa entre sus manos mientras apoya sus codos sobre sus rodillas, su mirada fija en el suelo blanco mientras intenta contener las lágrimas de impotencia, de cuando en cuando despeina su cabello en desesperación intentando darse ánimos, su ropa está completamente arrugada pero poco parece importarle.
La única ocasión en que la ha visto derrumbarse ha sido la ocasión de su accidente con Marina, al parecer la historia se está repitiendo pues ahora es Lena quien está en ese hospital y le parece incómodo pensar en que Marina todavía en coma sólo está unos cuantos pisos arriba, alejada de Lena siendo intervenida y su nueva sobrinita está sólo un piso abajo aunque le resulta curioso y raro que una historia pueda repetirse, en ese caso sería ella quien tuviese sus amores con Julia.
Lo cierto es que ella también ha estado enamorada de Julia pero no es algo tan profundo como Lena, pues le parece que se trata de un enamoramiento puro de hermana menor como a veces sucede en otras familias pues siempre ha visto a Julia más como modelo a seguir y una hermana mayor también aunque sería irónico que las tres hermanas Katin tuviesen un romance con Julia y que su historia de amor terminase en un hospital.
Se regaña por estar pensando en aquello cuando Julia necesita que se convierta en su roca a la cual aferrarse para lo que pueda pasar con Lena, ruega porque Lena salga de todo esto y pueda ir a casa para disfrutar un poco más de su vida con Julia, lo merece después de todo lo que ha pasado.
(https://www.youtube.com/watch?v=bfEhf_9NNjo" onclick="window.open(this.href);return false; Adelante corazón – María José)
―Julia… ― La aludida levanta la cabeza secando las lágrimas mientras se levanta para recibirle en un abrazo buscando consuelo.
―Tania, Lena… Ella… ― Sus palabras se ahogan en su garganta cerrada por el nudo en ella.
― ¿Cómo está, has tenido noticias? ― Le toma del brazo para que tomen asiento acariciando su hombro en señal de apoyo.
―Todavía nada, no sé si podré soportarlo, no de nuevo ― cubre su boca con su mano y Tania puede ver el tono rojizo que rodea sus pupilas.
― ¿Y la niña, cómo está ella? ― Intenta desviar el tema por uno más feliz para Julia.
―Ella… Es preciosa, simplemente preciosa… Está dentro del peso normal y completamente sana ― Sonríe al recordar el rostro redondo de su nueva hija con esas mejillas rosadas enmarcadas por una cantidad excesiva de cabellos rubios ―tiene los mimos hoyuelos de su mamá y también tiene el cabello rizado, sus mejillas… Simplemente preciosa, hermosa ― Tania siente una inmensa felicidad en su interior pero también siente pena por el grato momento feliz que se están perdiendo sus padres pero lo que más le importa es darle todo su apoyo a su hermana.
― ¿Dónde está?
―En las incubadoras, el pabellón de recién nacidos ― responde escuetamente mientras su sonrisa se borra y sus labios se tornan en una línea perfecta sin ninguna emoción.
―Quiero ir a verla… ― Se levanta ― ¿Quieres ir a verla conmigo? ― Toma a Julia del brazo para llevarla consigo.
―Quisiera estar aquí por si hay noticias de Lena…
―No pasará nada si vas a ver cómo está tu hija, apuesto que Lena quisiera que fueras a verla… Anda vamos.
Julia termina cediendo ante la insistencia y Tania se prende de su brazo halándola para caminar más rápido, sabe que Julia se siente fatal pues hay algo que le preocupa más allá de lo que está pasando.
― ¿Piensas decirme que te pasa o tendré que torturarte para que lo hagas? ― Comienza mientras están en el ascensor.
― ¿A qué te refieres? ― Julia le mira confundida.
―Te pasa algo y tiene que ver con Lena o ¿con Marina? ― Julia le da una mirada derrotada al saberse descubierta.
―Está bien… ― Toma un gran suspiro preparándose para hablar ― No he sido completamente honesta con Lena, le he mentido y eso me está matando… ― Confiesa bajando la cabeza una vez que están frente a la enorme ventana que deja presencia el espectáculo que ofrecen los pequeñines.
― ¿Le has sido infiel? ― Le dedica una mirada furiosa ― Si lo has sido, te mataré yo misma… Te advertí que si le hacías daño… ― Julia asiente pasando saliva.
―No es lo que piensas, le he mentido sobre mis sentimientos por Marina… Todavía sigo pensando en ella y cuando estoy con Lena, siento que vuelvo a estar con Mar ― toca su cuello ― sé que es injusto para Lena pero no puedo evitar compararlas y sé que Lena lo sabe, me lo ha preguntado abiertamente pero yo le he mentido con descaro al respecto…
―Julia, cuñada mía… ― Julia sonríe tristemente ― Lena y tú sabían que esto iba a ser difícil pero de igual forma quisieron intentarlo, sé que lo intentas lo mejor que puedes pero no debes buscar lo que no encontrarás en Lena, Lena es Lena y Marina es Marina, ambas diferentes y únicas que merecen ser amadas de igual manera…
―Sé que Lena es única y que merece más de lo que puedo ofrecerle, tengo que agradecerle todo su apoyo pero…
― ¿Pero? Debes separar tus sentimientos, sé que ambas ocupan un espacio en tu corazón dedicado especialmente para cada una, cierra el espacio de Marina pero no la olvides y date una oportunidad desde cero con Lena… Sé que no es justo lo que te pido pero tal vez te ayude a cerrar ciclos aunque con Marina siempre quedará abierto un espacio en tu vida y olvídate de todo lo demás, para seguir con tu camino es necesario dejar de mirar atrás ― coloca su mano sobre su hombro y ve a Julia de perfil ― nada pierdes con darte esta oportunidad con Lena, ella es tu momento ahora, ella y tus hijas te necesitan más que nunca… ― Julia asiente analizando las palabras de Tania mientras intenta alejar todos los pensamientos pero sólo un pensamiento se queda en su mente, Lena y sus hijas mientras siente lo injusta que ha sido con Lena y se promete así misma que hará todo lo que pueda para retribuir un poco de lo que Lena le ha ofrecido.
―Mira, allí está… ¿verdad que es hermosa? ― Señala con orgullo a la pequeña de cabello rubio y rizado cubierto con un pequeño gorrito en color blanco, usa un pequeño mameluco rosa con guantes en su pequeñas manos; mueve sus manitas con tanta energía como pidiendo que alguien le tome en brazos para ser arrullada mientras mantiene los ojos cerrados y mueve su pequeña lengua y boquita como quien saborea una paleta, parece buscar comida.
―Sí, está preciosa ― concuerda Tania pegando la cara al cristal para ver más a detalle.


Porque tengo
tiempo para pensarlo
Y tal vez sea demasiado
buena para ti

¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte

¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte…


*** *** *** *** ***
Flashback
*** *** *** *** ***
Lena ha entrado a su último mes de gestación y como cada mes acude a su cita regular de cada mes con Christine, en todo este tiempo le ha tomado un cariño especial y hasta puede decirse que se han vuelto amigas; en esta ocasión Julia está fuera de la ciudad por negocios así que sólo son ella, Vika y su niñera, la joven que Julia ha insistido en contratar pues Vika se ha vuelto un terremoto incontrolable para Lena y teme que Lena no pueda controlarla en su estado delicado además Julia se ha vuelto loca al saber que tendrán otra princesa cuando en el séptimo mes el feto se ha dejado ver más allá de las sombras oscuras del vientre.
Durante los últimos dos meses, han dejado de aparecer en las portadas de revistas sensacionalistas pues ahora los reflectores los acaparan algunos actores de una película juvenil del momento, lo cual agradecen pues la atención sobre ellas les ha estado causando mucha tensión aunque los reflectores todavía están a la espera de lo que hacen.
―Buenas tardes Lena… ― Christine sale de quien sabe dónde asustando a Lena mientras da un vistazo por el consultorio ― Disculpa, si te he asustado.
―No hay problema ― le sonríe nerviosa.
―Bueno, puedes pasar al vestidor para cambiarte… Instalaré las cosas para la consulta ― Lena se levanta y camina en dirección contraria a Christine para vestir su bata verde.
Lena curiosea su abultado vientre frente al enorme espejo mientras se desnuda en el vestidor, pasa las manos sobre la estirada y delicada piel que protege a su bebé y sonríe enormemente pues su felicidad es casi completa pero hay algo que la molesta todavía, no tiene el amor de Julia completamente.
Sabe que Julia todavía piensa en Marina, lo siente en sus caricias y besos, cuando están juntas aunque Julia hace todos los intentos por darle el lugar que le corresponde pero ver la alianza en su dedo anular le mata las ilusiones pues sabe que ella quizá no tendrá eso y se conforma con lo que recibe pero lo sabe, sabe que todavía piensa en Marina mientras está con ella y eso le duele pero sabe desde el principio que no todo sería fácil cuando se ha embarcado en esta travesía al lado de Julia.
―Bien, veamos cómo está la chiquitina… ― Invita a Lena a tomar asiento en la mesa de revisión mientras coloca el frío y viscoso líquido sobre todo el vientre y enciende la pantalla ― ¿Y por qué no ha venido Julia a acompañarte en esta ocasión? ― Comienza la conversación.
―Está fuera de la ciudad por trabajo… Además en los últimos días me ha hecho sentir incómoda con tantas atenciones y cuidados así que preferí dedicar un tiempo a solas para mí ― suspira viendo la pantalla.
―Bueno, parece que todo va normal… Su cuerpecito está más desarrollado y no hay duda de que será una nena ― comenta al ver los órganos genitales expuestos en la pantalla ― creo que Julia comenzará a contratar más seguridad ― Lena ríe de buena gana pues con todo y esto Julia se ha vuelto muy sobreprotectora con sus princesas.
―Eso ni dudarlo.
― ¿Y cómo van los síntomas? ― Pasa el aparato conectado al monitor para escanear a la bebé.
―Demasiado cansancio y mucha hambre, pero ya quiero que salga para poder ver su rostro ― sueña despierta.
―Estás entrando en las últimas semanas del embarazo y es cuestión de tener más cuidados para evitar que el trabajo de parto se adelante antes de lo debido ― le pasa una toalla de papel a Lena para que quite el rastro del líquido sobre su vientre ― y también es tiempo de hablar sobre cómo será el parto… ¿Haz comentado con Julia lo que hablamos? ― Lena se sienta en la mesa bajando su bata.
―Eh… Sí, lo he discutido y está de acuerdo conmigo en que el parto sea de manera natural ― miente acariciando su vientre.
― ¿Le comentaste los riesgo sobre eso? Te recuerdo que este parto requerirá de mucho esfuerzo de tu parte y tenemos en contra el problema de tu presión… ― Intenta razonar Christine.
―Lo hemos discutido bastante y me apoya en lo que decida ― termina la conversación dejando a una no muy convencida Christine en mientras camina para colocarse la ropa de nuevo.
Lena sabe que ha mentido en cuanto a su respuesta pues no ha comentado con Julia nada sobre el parto pues en la última revisión de hace un par de semanas atrás le ha hecho bastantes exámenes para determinar si es necesaria la intervención quirúrgica pero de acuerdo con los resultados hay más probabilidades en contra del parto natural así que Christine le ha advertido sobre los riesgos del momento del parto aunque Lena quiere compartir el momento del parto con Julia y ha decidido no mencionar nada al respecto.
―Julia se pondrá feliz con esto… ― Toma el disco con la ecografía en 3D para mostrársela a Julia a su regreso ― Gracias por todo Christine.
―No es nada, sólo hago mi trabajo ― le sonríe y Lena le devuelve la sonrisa tomando su bolso para salir del consultorio ― Lena sabes que somos amigas y es por eso que te digo esto, piensen bien en el parto… Hay muchas cosas en contra, tal vez puede costarte la vida ― advierte preocupada.
―Eso no pasará, ya verás que todo saldrá bien ― afirma con una sonrisa y sale del consultorio aunque una pequeña opresión en su pecho le estruja el corazón al pensar lo que podría pasar si algo va mal en el parto pero la fortaleza que le da la esperanza de compartir ese momento con Julia, le hace albergar la ilusión de que tal vez Julia pueda decidirse a darle una oportunidad y compartir con ella un poco del amor que guarda por Marina; le parece tonto pues todavía siente celos de su hermana y se siente culpable pues Marina todavía está en estado de coma, a pesar de todo la quiere como su hermana y le duele lo que le pase pero aún en ese estado no le permite ser feliz, siente que todavía está deseando lo que no puede y quizá nunca pueda tener: el corazón de Julia completamente para ella.
―Espero me perdones algún día, Marina, perdona todos mis malos pensamientos hacia ti…― Cubre su vientre como si protegiese a su bebé para que no escuche lo que dice su mamá, su tono es melancólico mientras camina fuera del edificio del consultorio de Christine.
*** *** *** *** *** ***
Fin del Flashback
*** *** *** *** *** ***



Bien yo sé que asumiré esto
Porque sé que soy fuerte
No te necesito más
No te necesito más
No te necesito más
No, no te necesito más

¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte

¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte


*** *** *** *** *** ***
Julia y Tania regresan a la sala de espera para mantenerse al margen de la situación, nadie ha salido para informarles y mientras tanto Tania siente que sus ojos se cierran de cansancio pero no se permite dormir aunque poco a poco ha sucumbido ante los encantos de Morfeo y se va recargando en el hombro de Julia, quien ha regresado a su estado derrotado y preocupado con las palabras de su cuñada al respecto de sus sentimientos por Lena.
―Tienes que cerrar ese capítulo de tu vida para poder comenzar con el que sigue, no podrás iniciar algo nuevo si no terminas con los ciclos… ― Comenta Tania con los ojos cerrados respondiendo a las dudas silenciosas de Julia.
―Pensé que estabas dormida… ― Voltea su rostro hacia Tania.
―Que tenga los ojos cerrados no quiere decir que duerma ― repone levantándose de su cómoda almohada ― además es incómodo tratar de dormir así ― masajea su cuello ― iré por algo de café, ¿quieres un poco? ― Julia asiente y cuando Tania está por entrar al ascensor se topa de frente con dos conocidas figuras, son sus padres.
Tania pasa saliva tensa y Julia se levanta irguiéndose por completo para enfrentarlos si es necesario así que camina hasta colocarse tras Tania pero también está tensa al ver a sus suegros en la sala de espera.
― ¿Qué...Qué están haciendo aquí? ― Comienza Tania apretando la mandíbula pues sabe que no es el mejor momento para enfrentarse.
―Queremos saber cómo está Lena… ― Suena la tímida y avergonzada voz de Inessa pues sabe que no han sido los mejores padres para Lena en los últimos meses.
Tania analiza sus rostros para saber si lo que dicen es cierto, en sus ojos hay un brillo de preocupación no sólo en los ojos de su madre sino también en el silencioso Sergey, sabe que están tragándose su orgullo pues quizá la discusión que han tenido antes ha servido para abrir sus ojos y aclarar sus mentes pero en medio de la tensión Sergey le dirige una mirada penetrante a Julia, sabe que hay muchas chispas entre ellos le sorprende ver a su padre totalmente calmado extendiendo la mano hacia Julia.
―Julia, tengo que… Quiero disculparme por todo lo he dicho y hecho, no quería que las cosas pasaran de ese manera pero tienes que entender mi reacción al saber todo… Sé que mi reacción fue la de un bárbaro incivilizado aquel día y también sé que no he sido el mejor padre para Lena pero ella todavía es mi hija y me duele lo que le pase, así que perdona mis actos ― admite Sergey sincero y sorprendiéndose al ver que Julia acepta el apretón de manos.
―Lo entiendo y lo perdono, sé que como padre no es fácil aceptar el hecho de que una persona se involucre con dos de sus hijas estando casada con una de ellas pero créame que lo que siento por Lena es puro y verdadero al igual que lo que siento por Marian… Las quiero a ambas y créame cuando le digo que no es fácil pues las quiero a ambas, y bueno sabía que tenía que tomar la nueva oportunidad que la vida me ofreció a lado de Lena, quiero que sepa que no lastimaré y la cuidaré con mi vida si es necesario… ― Confiesa Julia sosteniendo la mirada de Sergey ― ¿Sin rencores? ― Sergey asiente.
―Creo que me tomará un tiempo acostumbrarme a este hecho pero intentaré hacerlo ― manifiesta Sergey suspirando, Tania sonríe satisfecha de hacer que sus padres entraran en razón a pesar de que las palabras que se han dicho son muy hirientes y cruza los dedos para que Lena sea testigo de aquel arrepentimientos.
―Yo también quiero disculparme por dejar que mi sentido moral me controlara, he sido muy injusta con Lena y espero que algún día pueda llegar a perdonarnos también ― Julia le dedica una sonrisa pero asiente mientras estira su mano para sellar las disculpas ― ¿han sabido alguna noticia de Lena? ― Pregunta preocupada Inessa y tanto Julia como Tania niegan.
―No, ninguna todavía… ― Tanto Inessa como Sergey bajan la cabeza sintiéndose culpables ― Pero la pequeña Katy es muy hermosa, se parece a su mamá ― comenta intentando aminorar la culpa que sienten ― iba por café, ¿quieren acompañarme? Podríamos ir a verla en el trayecto ― sus padres adivinan su intención y asienten acompañándole dejando a Julia sola.
―Lena… Tienes que salir de esto, si lo haces pondré todo mi empeño en dedicarme a hacerte feliz lo que me resta de vida ― quita la alianza de oro de su dedo anular y le observa detenidamente ― prometo hacer todo lo posible por recompensarte y amarte verdaderamente como te mereces pero te necesito para cumplir mis promesas.
***
―Es muy hermosa… ― Inessa recarga su cuerpo en el de su esposo pegándose contra el cristal para detallar más de cerca a su nueva nieta.
―Y pensar que nos perderíamos todo esto ― dirige su mirada a su hija ― gracias por abrirnos los ojos Tania, también te debo una disculpa por cómo te hablé antes… Yo… ― Tania le impide seguir hablando pues le regala un abrazo y un beso en la mejilla.
―Ya todo está olvidado, papá… ― Le sonríe ― Ahora iremos hacia adelante sin mirar hacia atrás nunca más además lo más importante es Lena, ella nos necesita fuertes por ella ― Sergey le dedica una sonrisa franca mientras asiente y le abraza con más fuerza mientras suspira para ver a su nieta.
Sin duda es hermosa y se siente culpable al ver a la chiquitina dormir plácidamente ajena a toda la realidad pues sabe que su hija ha debido enfrentarse a muchos obstáculos para llegar hasta allí completamente sola con el apoyo de Julia y le admira por ello aunque no logra aceptar completamente la relación entre su hija favorita y su nuera, le parece difícil pero se promete por sus nietas intentar por aceptar aquello.
“Bienvenida al mundo Ekaterina, pequeña Katy… Parece ser que has traído grandes cambios a la familia con tu nacimiento, espero que puedas ser una luz en nuestras vidas y una voz de la razón para todos cuando no veamos los verdaderos hechos y estemos ciegos…” piensa mientras se abraza a sus padres para sentir su apoyo y cercanía que tanta falta le ha hecho a Lenita, por ahora no puede hacer mucho más que encomendarse a todo ser divino para suplicar por la vida de su hermana y esperar.
*** *** ***
Tania y sus padres han regresado a acompañar a Julia, quien en desesperación se ha aislado un poco y se ha sentado en el suelo cruzando sus brazos sobre sus rodillas con la mirada perdida mientras juguetea con su alianza dándole vueltas entre su dedo pulgar e índice mientras Inessa está aferrada al brazo de Sergey recargando su cabeza sobre su hombro y Sergey está pensativo viendo a su hija beber su café pausadamente.
Unos pasos se aproximan hacia ellos en la sala de estar y Julia se pone en pie súbitamente al ver a Christine entrando en la sala con un rostro difícil de leer por lo que los ocupantes de la silenciosa habitación le rodean como moscas a la miel.
― ¿Cómo está? ― Julia coloca su alianza en el bolsillo de su pantalón mientras le mira desesperada con claros signos de preocupación al igual que todos los espectadores.
―Bueno, tengo bunas y malas noticias… ― Todos toman un gran respiro conteniendo el aire en sus pulmones ― Hicimos todo a nuestro alcance y todo lo humanamente posible para evitar que se fuera antes de tiempo y lo logramos… ― Todos suspiran aliviados.
― ¿Pero…? ― Se atreve a decir Tania al ver que Christine no ha terminado.
―Esas son las buenas noticias… Las malas, me temo que para lograr todo ello tuvimos que inducirle un coma ― Julia cubre su rostro con sus manos a la vez que estalla golpeando la pared impotente mientras Inessa busca refugio en los brazos de su esposo atónito por lo que ha escuchado, otra hija en coma, despeina sus cabellos desesperado.
― ¿Y...Cuánto tiempo estará en ese estado? ― Pregunta Tania intentando sonar optimista.
―No lo sé aunque si puedo asegurar que no será por mucho tiempo, regularmente en estos casos sólo son días ― la garganta de Christine se seca pues sabe lo duro que debe ser para Julia enfrentar otra situación similar ― aunque también se puede prolongar el periodo, haremos todo lo posible por traerla de vuelta.
― ¿Cuándo podremos verla? ― Interviene Julia.
―Está siendo trasladada a una habitación privada en el pabellón de terapia intensiva, un piso debajo del pabellón de los pacientes con coma… ― fuerza una sonrisa pero sale peor que una mueca y camina fuera de la sala pero Julia le detiene por el brazo y le toma entre sus brazos.
―Gracias por todo Chris ― Julia le regala una sonrisa triste y puede ver sus ojos cristalinos.
―Lena es fuerte… Pronto la tendremos con nosotros ― murmura Inessa intentando darle apoyo a Julia al ver sus hombros moverse ligeramente mientras les da la espalda.


¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte

¿Tú crees en la vida
después del amor?
Puedo sentir algo
dentro mío y decir
Que realmente no creo que
seas lo suficiente fuerte…


*** *** *** *** *** ***
(https://www.youtube.com/watch?v=m2Bv95XgW70" onclick="window.open(this.href);return false; En medio de la tempestad – Gloria Trevi)
Las horas siguen pasando y Julia ha solicitado estar a solas con Lena ofreciéndose a estar con ella las primeras horas de la madrugada, sus padres han llegado cerca de las tres am encontrándose con la sorpresa de las disculpas por parte de Sergey; todos comprenden el sufrimiento de Julia así que le dan un poco de espacio yendo a casa para recobrar energías porque tal vez se avecinen momentos difíciles y necesitarán todo el descanso posible.
Al entrar en la habitación puede ver la cama en el centro de ésta, su rostro luce más pálido que nunca y hasta sus pecas parecen haber perdido el color, su cabello está hecho una maraña y su rostro es cubierto por el respirador artificial, luce más pequeña de lo que realmente es mientras sus brazos tienen muchos tubos conectados; le duele verla en aquel estado, tan frágil y débil, es ahí que su promesa recobra más fuerza y se acerca a besar su frente.
―Len, necesito que abras esos ojos… ― Toma su mano y le acaricia los cabellos intentando asentarlos ― Ellas te necesitan, yo te necesito… ― Toma asiento junto a la silla para seguir acariciando su mano mientras dibuja pequeños círculos sobre el dorso ― Bien dicen que nadie sabe lo que tiene hasta que lo ve perdido, perdóname por hacerte sufrir tanto al intentar convertirte en Marina… Tú eres Lena y eres una mujer maravillosa que se merece más de lo que le doy ― levanta su mano y la besa ―aquí mismo, prometo hacer todo lo posible para retribuir lo que me das y me has dado, prometo que no voy a fallarte pero tienes que despertar para poder rehacer nuestra vida de la manera correcta… Despierta bella durmiente ― muerde su labio inferior y se acerca a besar sus labios ― es hora de cerrar capítulos y terminar ciclos ― murmura al recordar que no lleva su alianza… Ahora sé que te quiero y mucho.
Permanece inmóvil durante largo tiempo contemplando la belleza de Lena mientras duerme, acaricia su cabello, rostro y mano aplicando un leve masaje y sin saber cuándo, cae en el sopor del sueño cansada por los acontecimientos; le despiertan unos golpecitos en la puerta así que se dirige a abrirla.
― ¿Sí? ¿Puedo ayudarle? ― Pregunta asomando medio por la puerta con los ojos medio cerrados por el cansancio y restregándoselos pero puede ver a la madura enfermera cargando un pequeño bulto entre sus brazos.
―Venía a preguntar si quiere darle la formula a la bebé, ya es hora de su alimento y en vista de lo que ha sucedido, pues vengo a preguntar ― muestra a la pequeña Katy moviéndose mientras hace un puchero y Julia sonríe al ver a un pedacito de sí en ella.
―Claro, lo haré… Démela ― la toma entre sus brazos calmando los pucheros cuando la bebé escucha la voz de su mami― ¿Quién tiene hambre? ― La mece suavemente mientras toma el biberón que la enfermera le entrega.
―Volveré por ella en media hora, con calma chiquitina… ― Murmura al ver la desesperación con la que succiona de la mamila.
―Sí, está bien… ― Cierra la puerta empujándola con su hombro mientras acomoda a su hija entre sus brazos para darle mejor la mamila dándole unas palmaditas en sus pequeño y redondo trasero para arrullarla un poco ― Con calma, no querrás tener cólicos a estas de la madrugada ― advierte sentándose en un sofá individual para alimentarla mejor ― mira hacia allá, es mamá… Di hola, mama ― le toma el bracito derecho para hacer el ademán de saludar ― eres toda una glotona ― murmura al ver la velocidad con que su hija ha terminado su alimento ― ¿satisfecha? ― sonríe al ver extasiada y admirada las facciones de su hija.
Tiene el rostro de Lena pero ha sacado su nariz aunque más respingada y sus labios delgados, le gustaría ver el color de sus ojos pero la pequeña los mantiene cerrados así que la coloca sobre su hombro para palmear y sobar su espalda para expulsar los gases y aires no deseados en su intestino, al menos tiene experiencia en eso pero no tanta como para considerarse una experta.
Después de un ruidoso eructo, la recuesta entre sus brazos nuevamente para comenzar a mecerla y la acerca hacia la cama de Lena, cuidadosamente la recuesta sobre su pecho esperanzada de que el contacto entre madre e hija pueda surtir algún efecto en Lena; el cuerpecito de su hija se agita en el pecho de Lena que se mueve lenta y rítmica pero pausadamente como si arrullase a Katy, saca su teléfono celular y captura el momento en una fotografía que mostrarle a Lena al despertar.
Al cabo de la media hora, la enfermera regresa y se lleva a Katy nuevamente a las incubadoras dejando a una Julia sola, poco a poco sucumbe ante el cansancio y al estar en la silla cercana a la cama recuesta la cabeza en la cama sujetando la mano de Lena entre la suya dando un leve apretón no sin antes ordenar que decoren la habitación a primera hora de la mañana.
*** *** ***
Julia siente una pequeña punzada en el cuello por la posición en la que ha dormido pero no le molesta en absoluto, suspira pero siente algo que se aferra a su mano; levanta la cabeza y ve a Lena sonriéndole, una sonrisa es curva en sus labios recargando su cabeza en su barbilla pero el temor de estar soñando le aterra por lo que afianza el agarre de la mano de Lena y pasa saliva al ver que todo es real, la pelirroja le mira dulcemente sonriéndole.
―Len, despertaste… ― Murmura acercando su mano libre a la mejilla de la pelirroja pues ha pensado que pasaría más tiempo en aquel estado antes de volver a ver su sonrisa y su cálida mirada.
―Claro que sí, no esperabas que te dejase sola con dos problemillas entre manos ― sonríe levemente por el dolor que comienza a sentir, su cuerpo está magullado por la labor de parto y no puede evitar sentirse cansada ― ¿Dónde está Katy? ―Pregunta intranquila al ver su vientre vacío.
―Tranquila, ella está bien y pronto la verás, la traerán para alimentarla en unos momentos más ― le acaricia la mano suavemente ― ¿Cómo te siente?
―Cansada y magullada, ¿Cuánto tiempo estuve así? ― Intenta sentarse pero le duele moverse.
―Es normal, bueno creo que dormiste al menos unas doce horas… Estuviste en un coma inducido― Su garganta se constriñe al haber imaginado lo peor ― Pensé que te había perdido también, no sé qué haría si algo te pasara a ti también ― le mira con ojos sinceros y dulces, entonces se arma de valor y comienza su confesión― lamento haber sido injusta y egoísta contigo, sé que es difícil para ti toda esta situación con lo de Marina y yo no he puesto de mi parte para mejorar nuestra relación ― Lena le mira emocionada ante la confesión.
―Jul, no tienes que… ― Se ve interrumpida.
―Déjame terminar Lena, sé que todo esto es doloroso para ti pues te mereces ser amada tal como eres además siempre has estado ahí para mí, es momento de comenzar a corresponderte y pagarte con creces… He prometido poner todo de mi parte para corresponder lo que sientes por mí y ten por seguro que lo lograré y para ello, tengo que cerrar ciclos ― muestra su dedo sin la alianza dejándola ver en la palma de su otra mano ― ya no lo usaré.
―Julia, es tierno lo que dices pero ― toma la alianza y la vuelve a colocar en su dedo ― no puedo dejar que renuncies a tus recuerdos, quiero que al menos conserves esto… Está muy bonita la decoración ― observa por primera vez todo a su alrededor.
―Quería que tú y Katy tuvieran una gran bienvenida cuando terminó el parto pero con todo lo que pasó… ― Lena le sonríe para confortarla.
Julia se levanta y le besa los labios siendo interrumpidas por el sonido de la puerta, es la enfermera que lleva a Katy y se la entrega a su mamá, quien a pesar de estar cansada, sonríe enormemente al poder ver a su bebé al fin fuera de su vientre por lo que la acaricia completamente para comprobar que no es una ilusión; la enfermera le explica cómo alimentarla y se retira para darles intimidad y mientras Lena alimenta a Katy con leche materna, Julia las contempla desde su lugar en la silla sintiéndose enormemente orgullosa.
― ¿Qué? ― Pregunta Lena al atrapar su mirada.
―Nada, es simplemente que me resulta fascinante verlas, verte alimentándola…Es algo hermoso ― le sonríe.
― ¿Se puede entrar? ― Se asoma Christine pues la enfermera que ha llevado a Katy le ha dicho que Lena ya está despierta ― ¿Cómo estás, cómo te sientes? ― Se acerca para revisar sus signos vitales y que todo vaya bien después de despertar de su coma inducido y eso le sorprende pues ha sido más pronto de lo que ella y sus colegas han predicho― Creí que te tendríamos dormida por más tiempo y es por eso que quiero mantenerte en observación unos días más, no te esfuerces demasiado ― pasa la pequeña linterna por sus pupilas y señala mientras alimenta a Katy― parece que todo está bien y eres más fuerte de lo que pensamos, es bueno tenerte de vuelta ― anota unas observaciones en el cuadro clínico de Lena y acaricia la cabecita de Katy ― creo que ya te extrañaba… ― Hace alusión a la bebé pero también a Julia.
―Que puedo decir, tenía que resistir por ellas…
―Bien, te dejo para que alimentes a Katy pero cualquier molestia, por pequeña que sea, me lo haces saber ― ambas ven salir a Christine por la puerta.
―No pensé que podría volver a ser feliz ― comenta Julia embelesada viendo a sus princesas, Lena palmeando a Katy y Katy bostezando mientras pretende dormitar.
―Yo jamás creí que podría llegar a ser feliz…
Ambas se sonríen y sellan aquello con un beso, pero el beso se ve interrumpido por la puerta abriéndose y dejando entrar a Tania y a los padres de Lena seguidos por los padres de Julia, el rostro de Lena se congela al ver a sus padres y se pone nerviosa ante su presencia.
― ¿Qué…Qué hacen ellos aquí? ― Tanto Sergey como Inessa se entristecen por la reacción de Lena pero saben que es normal después de lo que ha sucedido entre ellos.
―Tranquila, Lena todo está bien… ― Murmura Julia tomando su mano ― Todo va a estar bien a partir de ahora, tus padres han venido a hacer las paces ― explica Julia.
―Len, cariño sabemos que nuestra reacción al saber todo no fue la mejor y no nos comportamos como los mejores padres que digamos en todos estos meses pero queremos pedirte disculpas por ello ― comienza Inessa.
―Debes saber que no es fácil para nosotros aceptar esto tan fácil pero tarde hemos entendido que también eres nuestra hija y debemos apoyarte en todo y no ser los primeros en condenarte, admito que será algo difícil pero no imposible ver con buenos ojos tu relación pero lo haremos por ti, porque eres nuestra hija y te amamos a pesar de todo ― la voz de Sergey se quiebra un poco al ver los ojos cristalinos de su pequeña.
―Los entiendo y por eso los perdono ― sus padres se acercan a la cama para unirse en un abrazo al que se une Tania y Julia se levanta para darles espacio tomando a Katy con ella para mostrarla ante sus padres.
―Es preciosa hija ― admira Larissa sonriendo y tomando a Katy en sus brazos para mecerla, la pequeña ajena a todo el drama emocional hace una cara llena de gestos pues intenta dormir y todo ese endemoniado ruido no se lo permite.
―Siempre lo he dicho, hija haces unos bebés muy bonitos ― palmea su espalda Oleg mientras Julia sonríe sonrojándose.
―A no, también tiene que ver la casta de su madre…― Interviene divertido Sergey limpiando una pequeña lagrimilla después de la “reconciliación”.
―En efecto, papá porque la pequeña tiene la belleza de su mamá ― le sonríe a Lena de manera confidente.
―Bueno, creo que esto merece ser capturado en una fotografía ― saca una cámara digital y la coloca a distancia programando el disparador automático para que todos se acomoden en el cuadro.
Y así en unos doce disparos, queda grabado uno de los mejores momentos de la familia Volkova-Katina que próximamente verá frutos de su unión pues la relación está por volverse más sólida y llena de felicidad al lado de sus hijas, Vika y Katy aunque Lena puede adivinar que más miembros pequeños se unirán al futuro matrimonio pues Julia quiere una familia grande pero por ahora, Julia deberá conformarse con esos dos querubines de felicidad pues el trabajo de parto le ha dejado muy exhausta y no piensa en meterse en eso otra vez y aunque no es el momento para pensar en ello sabe que tarde o temprano deberán hablar sobre eso y du futuro como pareja y familia con más calma.
― ¿Eres feliz? ― Pregunta Lena a Julia cuando todos han dejado la habitación por petición de Christine.
―En estos momentos…Soy feliz y dichosa a tu lado ― se acerca besar sus labios en señal de demostración pues está sentada en la cama a un lado de Lena― espero que esto dure mucho, mucho tiempo ― ambas se sonríen y Lena recarga su cabeza en el hueco entre su cuello y hombro mientras Julia se aferra en su abrazo mostrándole fortaleza.


Para qué mirar atrás si nada podrás solucionar.
Para qué mirar adelante si aún no llegas y ni sabes lo que te espera.
Realízate ahora este es tu presente, vive lo real.
Tus circunstancias pueden no ser de tu agrado, pero no han de seguir siendo las mismas si concibes un ideal y luchas por alcanzarlo.
James Allen
El valor de las cosas no está en el tiempo que duran sino en la intensidad con que suceden, por eso existen momentos inolvidables, cosas inexplicables y personas incomprensibles...
http://anotherwordsfics.foroactivo.mx/" onclick="window.open(this.href);return false;

Avatar de Usuario
Pocholera
Mensajes: 729
Registrado: Vie 06 Ene 2012 15:01
Sexo: Femenino
Ubicación: Colombia

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por Pocholera » Mar 08 Abr 2014 14:07

excelente....

Avatar de Usuario
liuribe21
Mensajes: 457
Registrado: Mar 17 Abr 2012 16:57
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por liuribe21 » Mié 09 Abr 2014 09:59

Querid@s lectores y seguidores del grupo y de mis historias y adaptaciones, me temo que tengo una pequeña mala (no sé si para ustedes pero para mi es buena aunque a la vez también es algo mala), debo anunciarles que mi tiempo se verá mucho más reducido para escribir y subir mis contis (es triste para mí decirlo) porque a partir de esta semana comenzaré a trabajar (lamento decirlo pero las cuentas no se pagarán solas TT_TT) pero cada día de descanso y cuando pueda les compartiré lo que pueda así que les pido su apoyo y comprensión en esta situación, haré todo lo que pueda para que el grupo siga funcionando y que trataré de hacer los capítulos más largos, espero me comprendan y tengan paciencia en esto. .crybye. .crybye. .crybye. .crybye.

Saludos.
El valor de las cosas no está en el tiempo que duran sino en la intensidad con que suceden, por eso existen momentos inolvidables, cosas inexplicables y personas incomprensibles...
http://anotherwordsfics.foroactivo.mx/" onclick="window.open(this.href);return false;

Avatar de Usuario
Мици
Mensajes: 1326
Registrado: Mié 16 Jun 2010 20:13
Sexo: Femenino
Ubicación: En mi guate linda :P

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por Мици » Jue 10 Abr 2014 13:31

icon_e_surprised woooooow q avanzada esta la historia pero ya estoy al día así q contiiiiiiiiii icon_e_biggrin


Y solo espero q no pase mucho tiempo para q subas mas contó


Saluditos .bye.

Soy rara lo acepto,
estoy loca también lo acepto,
que soy única de eso que no quede la menor duda.


http://www.facebook.com/mityoz" onclick="window.open(this.href);return false;

Avatar de Usuario
keizike
Mensajes: 447
Registrado: Lun 04 Oct 2010 19:55
Sexo: Femenino
Ubicación: España

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por keizike » Dom 21 Sep 2014 13:04

.crybye.

oO-aLex-Oo
Mensajes: 56
Registrado: Vie 23 May 2014 18:12
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por oO-aLex-Oo » Mié 01 Oct 2014 08:25

espero que continues el fic.. esta muy bueno

Avatar de Usuario
liuribe21
Mensajes: 457
Registrado: Mar 17 Abr 2012 16:57
Sexo: Femenino

Re: Who knew: ¿La vida continua?

Mensaje por liuribe21 » Jue 15 Dic 2016 00:58

Después de muuuuucho tiempo, les dejo una pequeña parte de la que pasa a ser la segunda parte de esta historia y que espero les guste pues les tenía ciertas sorpresas que espero poder dejar por escrito...

Who knew: ¿La vida continua? Parte 2 Mi vida contigo después de Marina


Capítulo 0 La que se fue (the one that Got away)

Hay cosas que no queremos que pasen, pero tenemos que aceptarlas; cosas que no queremos saber, pero tenemos que aprenderlas; y personas que no podemos vivir sin ellas, pero tenemos que dejarlas ir…


No puede creer que han pasado ya siete años desde que ha comenzado a compartir su vida con Lena, le parece imposible pensar que sus ya no tan pequeñas Vika y Katy han crecido lo bastante para comenzar la escuela aunque a sus ojos siguen siendo las mismas niñas pequeñas que ha cargado, lo único que lamenta es perderse algunos de los momentos en familia por su trabajo y algunos viajes que este implica.
Le parece mentira que la vida para ella continúe aun después de lo que ha pasado con Marina y más irreal le parece que en todo ese tiempo, el dolor de haberla perdido en ese estado de coma ha sanado casi por completo con la ayuda de Lena y las niñas pues el sufrimiento ha ido disminuyendo con el paso de los días, los meses y los años gracias a sus mujercitas.
Esa tarde camina impaciente hacia su casa lo más rápido que el tráfico se lo permite pues lo que más quiere es ver a sus amores después de estar fuera de la ciudad por más de dos semanas pero hay cierto malestar que oprime su pecho y no le deja tranquila desde esa mañana, “quizá debería ir a checarme, una visita a Boris terminará con todas las suposiciones… Tal vez sea tanto estrés al que he estado sometida últimamente, ¿y si me tomo un descanso? Podría llevar a las niñas a la playa y Lena y yo podríamos tener un poco de interacción en esas blancas y suaves arenas…”
Los últimos pensamientos penetran en su mente y se quedan invadiéndola, provocando que cierta parte de su anatomía reciba más bombeo de sangre y que su impaciencia se incremente, ahora desea llegar a casa más que nunca al lado de Lena para besar sus labios, su cuello, sus hombros pecosos, trazar un camino hacia el sur de su cuerpo… Ejem, bueno, quizá eso tampoco ayuda a que la erección entre sus piernas disminuya un poco así que ahora más que nunca debe tener a Lena entre sus brazos para saciar su sed con su vino, siente que nada puede arruinar ese momento.
La sonrisa lasciva en sus labios se ve interrumpida por el insistente vibrar de su celular ubicado en el bolsillo de su pantalón le distrae de sus pervertidos pensamientos en ese momento por lo que se apresura a responder leyendo un número desconocido mientras desliza su dedo índice a través de la pantalla.
― ¿Julia Volkova? ― Suena la voz ronca de un hombre.
― ¿Sí? Ella habla… ¿Con quién tengo el gusto? ― Responde ella con un ligero tono de desconcierto y desconfianza en su voz.
―Habla el doctor Kostya Krasovsky, del hospital privado de Moscú… ― Explica el galeno, que por la profundidad en su voz parece muy experimentado y sabio.
―Disculpe pero, ¿lo conozco? ― Julia frunce el ceño ligeramente ― ¿Le ha sucedido algo a mis hijas, a mi…esposa? ― En ese momento se percata de un ligero detalle que ha estado pasando desapercibido o más que bien ha omitido pero deja una nota mental para otro momento en el cual no tenga alguna exasperación por la llamada de un desconocido.
―No, no les ha pasado nada, en absoluto pero mi llamada es referente a su esposa ― la mención de SU ESPOSA le alarma demasiado.
― ¿A Lena? ¿Qué le pasó a Lena? ― Ahora la preocupación se puede palpar en su voz pues con la reciente noticia del embarazo de Lena, que no es tan reciente bueno si por reciente se entiende que Julia se acabe de enterar, y aunque ya tiene sus notorios tres meses todavía no se aprecia muy bien a pesar de que lleva en su vientre a unas gemelitas con esto, todo el mundo de Julia se ha puesto patas arriba pues no quiere que vuelva a suceder lo mismo que ha pasado con Katy así que le mantiene muy bien vigilada y cuidada.
―No, yo me refiero a su esposa Marina…
Con la mención del nombre de Marina, la mente de Julia comienza a divagar y se pierde de las palabras del galeno, los flashes de recuerdos le comienzan a invadir y toda ella se bloquea, su piel morena y bronceada palidece en un instante mientras sus manos tiemblan; su reacción no es como ha estado esperando pues ha creído superado el tema desde hace mucho pero todavía le lastima recordar a Marina por la maravillosa persona que ha sido en vida y el amor y afecto que una vez les ha unido.
Pasa su mano por su cabello despeinándolo mientras afloja su corbata roja y masajea el puente de sus nariz cerrando los ojos ligeramente deseando que todo sea parte de un sueño, una pesadilla… Le cuesta respirar por lo que suelta los dos primero botones de su camisa blanca de seda pues por un momento hay un ligero brillo de esperanza de que ya ha despertado pero una punzada directo al corazón le hace recordar a Lena y las niñas.
― ¿Ma…Marina? ― Hay cierto titubeo en su voz ― ¿Qué…Qué hay con ella?
― ¿Podría venir al hospital lo antes posible? Debo hablar con usted sobre un asunto muy delicado al respecto, necesito discutirlo con usted en persona… ― Son las últimas palabras del hombre antes de esperar una respuesta de su parte.
“¿Por qué ahora, por qué tiene que suceder esto justo ahora? Creí que ya lo había superado…” Julia saca la alianza dorada que siempre lleva consigo en los bolsillos de sus sacos y le observa detenidamente en la palma de su mano, ya no le usa pues siente que le trae a Lena dolorosos y amargos recuerdos a pesar de que ha sido ella misma quien le ha pedido que la use, Julia le complace pero cuando está de negocios prefiere guardarla porque siente que el metal precioso quema su piel como un recordatorio sobre sus votos y su “prohíba” relación con Lena.
―Cielos Marina, ¿hasta cuándo podré superarte, hasta cuando podré dejarte atrás y me entregaré completa y plenamente a Lena?”
Su mente deja por un momento a Marina y se centra en lo que podría decirle el médico, ¿habrá tenido alguna mejoría o avance, o quizá habrá despertado? Todo se cruza por su mente en ese momento, dudosa sobre si ir al hospital primero o llegar a casa y contarles a todo lo que ha pasado, no le parece justo dejarlos fuera de la jugada y como Tania ha dicho, todos son familia, todos se apoyan aunque las cosas vayan mal y hacen hasta lo imposible por salvar a las personas que aman y por quienes se preocupan.
― ¿Por qué no puedo olvidarte, sacarte de mis pensamientos… ― Pide al chofer que cambie de dirección mientras hace unas llamadas ― Hola, necesito que nos veamos en el hospital privado de Moscú, es urgente… Es… Es sobre Marina… ― La voz al otro lado del teléfono contiene el aire en sus pulmones, sorprendida de igual forma que Julia con la noticia.
El valor de las cosas no está en el tiempo que duran sino en la intensidad con que suceden, por eso existen momentos inolvidables, cosas inexplicables y personas incomprensibles...
http://anotherwordsfics.foroactivo.mx/" onclick="window.open(this.href);return false;

Responder

¿Quién está conectado?

Usuarios navegando por este Foro: No hay usuarios registrados visitando el Foro y 1 invitado